cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

Commander Keen

Lima Autor desde 10-01-19

Estimados lectores. No tengo mucho que decir sobre mi, pero si sobre mis relatos; bueno, mi relato, ya que es un único relato programado para ser publicado en 21 capítulos aprox el primer tomo; serán 3 tomos en total, publicaré uno cada semana en mis posibilidades, y terminaré de publicarlos así nadie los lea, jejeje. Cierto... Si te gustaron no olvides por favor comentar y calificar, y si deseas info adicional o tienes alguna sugerencia para los siguientes capítulos, no dudes en hacérmelo saber. Espero me acompañes en esta aventura hasta el final, nos vemos en las estrellas.

¿Qué epitafio te gustaría tener?

Gracias por tanto.. Y perdón por tan poco.

Tu autor favorito

Ken Follet

¿Cuál es la frase perfecta?

La verdadera victoria no se obtiene en el campo de batalla, sino en el alma y el corazón de tus enemigos.

¿Qué libro te ha impresionado más?

El amor en los tiempos del cólera

¿Algún libro te parece insuperable?

Los pilares de la tierra

  • Relatos publicados 14
  • Valoracion media 4.59
  • Posicion en el ranking 66
  • Lecturas 3501
Relatos
Comentarios
Valoraciones
Reseñas
  • En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; naciones humanas de diversos mundos, unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista... Hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

    En el año 3512, las civilizaciones humanas de los sistemas SOL, Alfa Centauri y Terra, formaban lo que el universo conocería desde ese momento como el Segundo Imperio Terrano; unidos por un único propósito: El dominio de todos y todo cuanto existe en la galaxia; y guiados por una única brújula: La ambición sin límites. Especies, mundos y sistemas completos caían a su implacable paso de conquista; hasta que llegaron al sector ARK, ahí, en los oscuros confines inexplorados de la galaxia, tras siglos luz de vacío galáctico, aguardando en el exilio, un elemento imprevisto en la gran ecuación universal aparecería para cambiarlo todo, la humanidad estaba a punto de conocer a la raza creadora.

  • Muchas gracias Serendipity, agradezco mucho tu comentario y si tienes alguna duda o sugerencia por favor hazla llegar, estaré encantado de leerlas, aprender y mejorar; éxitos totales, nos vemos en las estrellas.
    Jajaja... Tienes razón, mejor le pongo 8 años, y gracias nuevamente, volveré a pasar el filtro de ortografía apenas me de el tiempo, Gracias totales.
    Estimado Vimara, ante todo agradecerte por tus aportes, son muy valiosos para enriquecer y corregir mi literatura; ahora, sobre tu comentario, encontraras en los capítulos posteriores la explicación al respecto, existe una ley antigua llamada, "Ley de conscripción" que te permite cambiar tu pena de muerte o cadenas perpetuas, por una pena de 10 años en una prisión minera orbital del imperio, en el capítulo 10: La Bestia. si no me equivoco, nuevamente agradecerte, nos vemos en las estrellas.
    Definitivamente se pone cada vez más interesante. Veo que mi amigo Impossible también esta siguiendo tu historia, te recomendaría leer su novela "El artista de la obra Divina" pero creo que la volvió a borrar... Haber mencionado al maestro Asimov estuvo genial, te recomiendo leer su obraL La Trilogia de "La fundación", en fin... Muy buen capítulo, sigo enganchado, tienes mi LIKE.
    Ante todo felicitarte por redactar en el difícil mundo de la ciencia-ficción, quizá el género menos apreciado en esta página; y te lo digo como redactor de ciencia-ficción que soy, decirte con sinceridad que tu historia me gusto y engancho en todo momento, me alegra mucho ver que después de meses has decidido retomar tu historia, seguiré leyendo tus relatos de manera dosificada en cuanto escribas, una vez más felicitarte y desearte muchos éxitos. Nos vemos en las estrellas.
    "Si pudiera relamerse los labios lo habría hecho sin lugar a dudas"... ¡Que divertido!... Me mantuvo enganchado lo poco que duró, muy bueno. ¿Cuándo publicarás la siguiente parte de Samantha? Solo espero sea este 2019. Jejeje.
    Un capítulo más de enlaces y volvemos a la trama de acción principal, perdonen si me demoro un poco en publicar la siguiente parte, pero ando a full de trabajo... ¿Nik?.. Es más caja de pandora de lo que crees, y... ¿Si quieres te spoileo con lo que le pedirá vía Email?... Jejeje. Gracias por sus comentarios.
    Tiempos difíciles, generan grandes hombres... Grandes hombres, generan buenos tiempos... Buenos tiempos generan hombres débiles... Hombres débiles, generan tiempos difíciles.
    Simplemente MAGISTRAL... La narrativa muy buena, la historia TOTALMENTE "enganchante" desde el primer párrafo, la fluidez del relato es impecable; me atrevo a decir que es el MEJOR relato de su género que he leído en esta página hasta el momento, ¿Qué puedo decir?... Me fascino y atrapó por completo, 5 miserables estrellas no le hacen honor a esta obra; éxitos máximos y por favor... Sigue escribiendo más. Te sigo.
    Hay pocas cosas que me fascinen más que los relatos basados en los tiempos de las primeras exploraciones espaciales, es que esos tipos eran realmente héroes; trajes herméticos, pero sin mayor protección contra la inmensa radiación espacial; naves espaciales únicamente de acero y vidrio poli-templado, algoritmos matemáticos ultra-complejos donde un solo segundo de error en el cálculo y terminarías flotando en el vació del espacio por el resto de la eternidad; comunicaciones que llegaban después de días, todo en contra... Y sin embargo, solo lo mejor de lo mejor de la humanidad era elegido para esas tareas; un gusto leer tan plácidamente a un compatriota; 5/5 LIKE, nos vemos en las estrellas.
    La grandeza del universo que nos guía y nos impulsa a lograr descubrimientos desde tiempos inmemoriales, visto desde la perspectiva de un insignificante ser humano y su bestia en un mundo antiguo y olvidado, lleno de oscurantismo y supersticiones. MEGA LIKE. Éxitos máximos.
    Definitivamente superaste la primera parte de tu historia, más internaste, MUCHO más fluida, y la expectativa esta párrafo tras párrafo; ¿Qué se puede decir de la resolución de enigmas? Jajaja... Literalmente te sientes dentro de la historia, así como la desesperación por el tiempo perdido... MUY bueno, 5 estrellas bien ganadas. Mañana me leo la tercera parte de todas formas. (P.d.- Si puedes envíame un correo cuando publiques las nuevas partes por favor, estoy siguiendo muchos relatos y ya no me doy cuenta bien de las novedades)
    Ante todo gracias por tan buenos comentarios, cosas como estas inspiran a seguir escribiendo; "Lo de densidad de agujero negro es un inmenso honor" gracias, y agradecer también la recomendación de Chus, créeme que buscaré "Nacidos de la Bruma", hay pocas cosas que disfrute más en el mundo que leer una buena y densa historia; mi segundo género favorito es Fantasía épica, incluso tengo un relato de 24 capítulos los cuales aun faltan pulir un poquito... Imagino estaré publicándolo al cerrar el Acto I de las crónicas de Arkalia; nuevamente agradecer por tan inspiradores comentarios, espero acompañen la lectura hasta el final, nos vemos en las estrellas.
    Bastante bueno, el simple hecho de la expectativa de no saber si el pajarito muere o no, le da el matiz de suspenso necesario a un microrelato que sin ello sería vacío, quizá un poquitín más largo pero sin ahondar en detalles, tienes mi LIKE. Éxitos.
    100% de acuerdo con la Srta. Pamela Diaz; "poner tablas en la puerta de la ira"... Sublime. 5/5 estrellas bien ganadas. Éxitos.
  • Este usuario no ha creado ninguna reseña

Tienda

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta