cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

Otro Lunes Maldito

  • 0
  • 2508

14 párrafos

9 colaboradores

Participar

Comienzo de semana movidito. Y luego no quieren que odie los lunes.

Pasada la medianoche, el jefe de policía Charles Dickinson –hombre desgastado pero orgulloso– dio la última calada a su cigarro y al pensamiento. Se dispuso a lanzar la colilla al suelo cuando a tiempo se llamó idiota y se retuvo, recordando que esas cosas no eran nada correctas en un parque; mucho menos en la escena de un crimen. A veces el vicio le podía.

Llamó a uno de los agentes para que le hiciese el favor de llevarse la colilla lejos de la terrible escena donde un hombre deformado con alas de insecto yacía desangrado en mitad de un sitio público. El agente que se acercó miró de igual forma al resto de cigarro sobre su mano que al muerto tirado como una colilla.

La postura del cadáver desnudo en el camino resultó acorde a lo extraño del asunto y al propio cuerpo, como si ser extravagante en físico también lo supusiera en comportamiento hasta la muerte. El brazo del muerto quedaba abierto como una cremallera rota; el cuello no era menos, salvo por la horizontalidad. De ambas heridas había brotado tal cantidad de sangre que incluso se podría apreciar desde el cielo como un gran círculo desproporcionado de tono vistoso. A Charles le recordó al desastre que bien podría provocar un cubo de pintura volcado.

A espaldas del cuerpo se apreciaba una estrella de cinco puntas, con apariencia de ser dibujada en esa zona para que no se cruzase con la sangre. Resultaba del tamaño de dos puños juntos, esmerada con tiza roja y verde, con toques de amarillo para los símbolos que rodeaban toda la figura.

Lo que más le perturbó al jefe Charles fue la deformidad surgiendo desde la espalda del pobre desgraciado, detalle que no encajaba y de aspecto reciente.

Por eso la había hecho llamar a ella, para que confirmara si él, o ello, era un sobrehumano.

  • Teodoro Bama

    Publicado el 29.01.15

    Vi llegar al Jefe Charles. Camuflado en la muchedumbre que se agolpaba junto a la cinta amarilla intentando ver que ocurría me sentía confiado. Confiaba en que ahora llegara ella. Ella entnedería ensieuid porque. Confirmaría que era un sobrehumano, pero tambien entendería enseguida que no era uno normal, si se puede calificar de normal al sobrehumano. Entendería que había que eliminarlo. Y seguramente entendería que se anunciaba una lucha apocalíptica...
  • Sienna

    Publicado el 27.02.15

    Sarah llegó con aire agitado. Echó un vistazo a la criatura del suelo y se horrorizó. Sin pensarlo mucho más abrió su maletín y se puso los guates de látex, dispuesta a inspeccionar el cuerpo. Su padre, Charles, la miraba desde una esquina con orgullo. Ella comenzó a tocar las alas del cadáver, pero en cuanto las frotó un polvo verde azulado comenzó a brotar. Los ojos de Sarah se fueron a blanco y no podía respirar. Al ver esta situación, todas las personas que estaban alrededor se hicieron hacia atrás. Fue Charles quién apareció a socorrerla. Ella no reaccionaba y él desesperado intentaba reanimarla. Estaba con sus manos haciendo presión sobre el pecho de su hija, cuando un aguijón viscoso lo atravesó por la espalda. Ahora en el suelo, el jefe Dickinson y su hija estaban muertos. Detrás de ellos, la criatura deforme se levantó de un salto u huyó.
  • Monsieur Fromage

    Publicado el 15.03.15

    Pasaron unos días, don José llegó de su Vigo natal de visita a Londres. Deseaba comprar unos artículos de lujo en la famosa tienda de Harrods, cuando oyó los rumores que hablaban de un monstruo. - Puras leyendas - dijo el gallego - estos ingleses siempre inventan estas cosas, coño. Ocurrió entonces que el gallego de repente vio a una criatura deforme pasar por detrás de el, se dio vuelta, y al ver a semejante monstruo, solo atinó a decir: - Jesús, María y José. Cayó muerto de inmediato, y su fantasma fue hacia el cielo, donde empezó a bailar unas muñeiras, en el sector del paraiso destinado a los que nacen en Galicia.
  • Francisco Paco Martinez Sanchez

    Publicado el 28.06.15

    Una noche este luiz se dio cuenta que estos relatos y cosas de este pueblo eran leyendas y para probarlo el se en cargaarua de investigar este caso como ex miembro del FBI el investiga todo sobre esta criatura y trata de ver quienes an muerto a causa de esta criatura .y cuales son las pistas y pruebas de este caso me preguntó.
  • Gabriel Martin

    Publicado el 04.10.15

    En su búsqueda, Luis halló entre las pertenencias del supuesto sobrehumano, en el cuarto de este, antes de que lo hallaran los policías, un pequeño cuaderno con las siguientes notas: 1 de Noviembre Me han salido dos protuberancias en la espalda desde ayer, en la noche de brujas, cuando. ¡Por Dios no debo recordarlo! En cada una de estas protuberancias hay un agujero del que está saliendo un líquido, no sé si es pus. Sarah me ha estado tratando con antibióticos pero no dan resultado. 3 de Noviembre De los agujeros de mi espalda han brotado dos fibras de color blanco. Sarah me pregunta constantemente acerca de la noche de brujas, cuando me encontró desnudo en la carretera. Desde ese día se ofreció en ayudarme, pero no le he dicho nada. 5 de Noviembre He estado buscando incesantemente y he hallado un libro extraño, en el libro aparece lo que me ha ocurrido, y lo que debo hacer para evitar que suceda lo que no quiero que suceda. 6 de Noviembre Ya lo tengo todo preparado, el lugar en donde lo haré no es seguro pero no me queda otra, tiene que ser allí, la ubicación, el lugar es perfecto según las alineaciones astrológicas. Mi espalda está peor, mucho peor, mi única esperanza es lo que dice en el libro sino, sino no me quedará más que convertirme en uno de ellos. ¡No puede ser! Yo tuve la culpa. En su búsqueda, el ex agente, hurgó en la casa de la difunta Sarah. Grande fue su sorpresa cuando halló una nota en el ordenador de la forense. Nota de Sarah: Me han dejado perpleja los cambios que se han venido dando en el cuerpo de Phillip, el joven que hallé en la carretera la noche de brujas. Los campesinos de la zona dicen oír rumores y gritos en las montañas cerca de donde hallé a Phillip.
  • atriaviles

    Publicado el 19.04.16

    Siguiendo sus investigaciones, Luis recurrió a viejos escritos que se mantenían custodiados por los monjes del monasterio que distaba unos pocos kilómetros del pueblo. Las leyendas que circulaban, estaban recogidas en uno de ellos, desde hacía más de 300 años. Había unos viejos dibujos hechos a plumilla, que describían unos extraños seres semejantes a libélulas. Nadie hablaba de estas historias en público, que sin embargo pasaban de generación en generación.
  • Bertha Muñoz

    Publicado el 20.04.16

    En realidad, todos sabían lo que era aquel horrible monstruo. Todos sabían que su tormento comenzó con aquel horrible pecado que destruyó su vida. Era esa la razón por la que aquellos escritos tan antiguos se encontraban custodiados, porque los monjes no querían que nadie se enterara de lo que aquel hombre había hecho. No querían dar a conocer el terrible crimen que cometió antes de convertirse en el ser que ahora era
  • atriaviles

    Publicado el 22.04.16

    Pronto comprendió que no había un único ejemplar. En aquel pueblo de gentes valientes, en el que había una gran cantidad de cazadores que salían con frecuencia al monte, ¿por qué nadie subía jamás a las montañas situadas al norte? por qué todos los caminos habilitados para senderistas y excursionistas se dirigían al sur?. Nadie quería hablar de ello.......
  • jovato

    Publicado el 12.05.16

    Era para preocuparse. Por algún motivo esos seres, que existían en pequeña cantidad desde hace tanto tiempo, comenzaron a reproducirse a mayor velocidad. También estaban evolucionando hacia una forma diferente, Ya no se escondían sino que pretendían interactuar . Como si pretendieran tener descendencia copulando con seres humanos. Habrá? Pasado eso en la casa de Sarah?..
  • atriaviles

    Publicado el 17.09.16

    Si eso llegase a pasar......no quería ni pensarlo, pero tampoco descartarlo. Cuando quiso comentarlo en la taberna, para ver si entre todos podían combatirlo, todos le volvieron la espalda; todos menos uno, mejor dicho, una. La joven que atendía el mostrador, se quedó mirándolo fijamente, y sin pronunciar una palabra. El supo que le estaba brindando su apoyo. Discretamente, le puso un papel debajo de su vaso. "nos vemos a las 12 en la calle de atrás".
  • Arimi

    Publicado el 25.10.17

    Luis esperó a la chica en la calle que le había mencionado. Ella fue puntual. - Gracias por venir Ella no dijo palabra alguna. Necesitaban encontrar la forma de eliminar a esos seres. -¡Sígueme! le dijo ella Se adentraron en el bosque y se adentraron en una cueva. Ella accionó un mecanismo y se abrió una puerta donde había un ascensor, el cual cogieron, y llegaron a un lugar lleno de gente con mucha maquinaria y armas. Luis quedó atónito. -¿Cuándo empezamos?- preguntó ella
  • atriaviles

    Publicado el 28.10.17

    Luis se quedó atónito. No sabía qué pensar. Empezó a dar vueltas por la sala, mirando el arsenal, había armas de todo tipo, algunas antiguas, otras ultramodernas. Nadie parecía reparar en él, parecía invisible. Notó una presencia a su espalda, se volvió y era Elisabeth, la chica del bar. Ella dijo: ¿has elegido ya?
  • Monsieur Fromage

    Publicado el 30.10.17

    Y en eso ocurrió entonces que ella dijo has elegido ya... y sí ella habia elegido... ir a vivir a la República Catalana
  • Arimi

    Publicado el 30.10.17

    A Cataluña? Preguntó asombrado. Ella le comentó que esos monstruos no podían entrar en Cataluña, y la razón tenía un nombre. Shakira. Cuando sienten o huelen o escuchan una de sus canciones se vuelven locos y se suicidan. Luis la miró y dijo - bien salgamos afuera con nuestros móviles pongamos música de Shakira y acabemos con ellos.

Tienda

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta