cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Ahí teneis mi guante. Recogedlo si sois hombre.
Históricos |
26.09.07
  • 3
  • 13
  • 7571
Sinopsis

Me gusta hablar de mí y de mi libro. Como al abuelo Cebolleta, me entusiasma contar mis batallitas para aburrir al personal hasta el suicidio. Pero si hay algo que no haré será dejar de dar la cara. Soy demasiado joven para rendirme y demasiado viejo para andar inseguro, conozco mis limitaciones y siempre me dejo un palmo de margen, eso me permite fantasmear y ser un pedante cuando me viene en gana, así como detectar a un farsante a diez leguas de distancia. Cuento historias, a menudo ciertas, que me gusta decorar y las escribo para que no se me olviden, no fuera a ocurrir que mañana cambiara tanto los detalles que alguien pudiera llamarme mentiroso.
Pero el que tiene boca se equivoca y, cuando eso ocurre, debo andar listo para reconocer el resbalón, rectificar y pedir perdón si toca, porque siempre hay alguien presto a saltarte a la yugular. Tan prestos andan algunos que terminan por descubrir sus flancos y entonces me pregunto: ¿ataco o no ataco?
Generalmente suelo ser cortes y lanzo mi primera andanada por delante de la proa y como aviso, eso permite, a los más elegantes, girar el timón y regresar por donde han venido, primero aprietan los dientes, después, cuando ven mi furia frente a los que no han obedecido, se muestran agradecidos. Les deje una salida honrosa, aunque antes de que pudieran ver todo el poderío de mi flota.
Soy un pedante, alumno de todo y maestro de nada (aunque estrictamente hablando si soy maestro de un par de cosas, pero esas son cartas que me guardo), me gusta provocar, siempre procurando no hacer daño y ante todo me gusta mirarme en el espejo, pero no al de cristal, sino a otro más terrible y que te muestra todos tus errores. Él es mi rival y sé que un día le venceré. Entre tanto no te me pongas a tiro si no estás completamente seguro de lo que dices, mi espejo no me hace daño, pero si me conviertes en el tuyo no saldrán indemne del envite.
A ese personaje que desea buscarme las cosquillas, sin saber lo que se hace, más le vale rendir su espada antes de que le lance el guante, porque una vez empiece en lance no guardare el hierro en su vaina sin haber probado su triste sangre.
Venid aquí si sois hombre... y si no, guardad vuestras miserias en el increíble anonimato de la mentira que siempre os acompaña.
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Pobre personaje y pobre hombre de país de enanos. ¡Qué débil es aquel que es incapaz de vencer a un pequeño espejo maltrecho, roto y borroso hasta el aburrimiento. Da vergüenza estar en desventaja ante un espejo de tan ínfima magnitud.
    genial tio me gustan mucho tus relatos
    Nunca se me hubiera ocurrido dar un aviso a un enemigo con este redoble de tambores. Será porque en general soy paciente y prefiero evitar las disputas. Me conozco estando enfadada y eso no es bueno para nadie
    Te voy a enseñar tres cartas list@: - As de oros: Si fueras una mujer te ibas a enterar (en la cama). -As de Corazones: Cuidado con mi sangre, no sea que la vayas a probar de verdad, y encima te guste... -As de diamantes: El trozo de carbono más puro que existe y que mide exactamente 27 cm. ya lo tengo y está justo en mi región pudenda. (bueno, lo dejo por hoy porque me parto, me troncho y me duermo). Hasta pronto listillo, y cuando llegues al menos a 140 de C.I (como Claudia), podrás empezar a sacar tu espada. Agur.
    espero que no sea a mí esta arenga tan descabellada y subida de tono, :), suerte en la batalla
    Me pareces muy aburrido, de verás. Me temo que no vale la pena perder dos minutos más leyendo tus "ensayos" pues e intentado descubrir en tu escritura algo que me diera pie a conocer un estilo propio, pero veo que no lo posees. Así que ya te veré por el camino, y por experiencia te aconsejo que nunca saques esas cartas que dices que posees, pues de hacerlo quizá alguien te enseñe a no hacer trampas. Siempre hay mejores jugadores de poker que tú. Hay que saber de lo que se habla y con quien se habla, y de mala educación es entrometerte en donde no te llaman. Y con esto y un bizcocho hasta mañana a las ocho.
    joder, que gozada
    muy directo y bravío, pero, ¿se puede saber de que va el duelo?, ya algunos nos hemos quedado con la intriga...
    tampoco se de que va la historia y contra quien va el duelo...pero magnifica prosa
    veo que deseas un duelo de palabras las que tu esgrimes me gustan mucho ¿tu adversario estará a la altura?
  • Este año la historia de Navidad no es exactamente un cuento. Dada la situación que nos rodea he preferido dar un mensaje de esperanza extraído de las palabras de muchas personas que podrían ser sabias si el sistema les dejara. En el texto hay muchas afirmaciones, pero aún así me gustaría que cada uno lo pudiera entender a su manera, porque la luz de la que hablo no puede ni ser igual para todos salvo en lo que a esperanza se refiere. ¡Feliz Navidad a todos!

    Esta dramática historia es, desgraciadamente, una realidad de los tiempos que nos han tocado vivir. Sin embargo, entre todos, podemos hacer que todo sea diferente. La diferencia es lo que convierte a esta historia en un cuento para felicitar a todos el Año Nuevo. Feliz 2012 a todos.

    Cuento de Navidad inspirado en el relato de Henry van Dyke con el mismo título. Con él paso a desearos a todos una Feliz Navidad y un próspero Año Nuevo (en la medida de lo posible). Un abrazo a todos.

    Hacia finales de los sesenta y durante los setenta, hubo algunos locales donde se juntaban los jóvenes con algún tipo de afición (por ejemplo la literaria). Locales que con el tiempo, en su mayoría desaparecieron o pasaron a ser bares musicales. Durante los ochenta fueron substituidos por los centros culturales o casales. Este relato es un instante de uno de esos locales ya a finales de los setenta.

    Un recorrido por las razones de escribir, por mi descubrimiento de "Tus Relatos" en (espero) un homenaje a Gonzalo por crear este espacio.

    Una llamada... ¿deseo, oportunidad,sueño...?

    Historia trivial sobre lo que es la amistad y sobre lo que no lo es.

  • 220
  • 4.17
  • 645

Criticarlo todo pero de forma constructiva. Las ciencias, no en vano estudié ciencias químicas... en fin que no soy de letras, espero que sepáis perdonarme.

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
10.03.20
13.08.19
Encuesta
Rellena nuestra encuesta