cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Amor del Tiempo
Amor |
27.06.18
  • 4
  • 1
  • 345
Sinopsis

¿Cómo mirarla a los ojos sabiendo que son el reflejo del sufrimiento que lleva dentro, del sufrimiento que le cause?

Habían pasado cinco años, cinco largos años donde fui preso del sufrimiento. Donde despertar cada mañana y no saber de ella era una estocada más al corazón.

El destino me alejo del pueblo sin tiempo a despedirme. Por ser hijo de un diplomático estaba acostumbrado a ir de país en país, pero siempre había tiempo para las despedidas, para colocar cada cosa en su lugar, pero este no fue el caso.

Un golpe de estado al presidente sorprendió al mundo y a mi aún más. Nos sorprendió un martes a las tres de la mañana, cuando la casa se suspendida en la tranquilidad del sueño. Una llamada a mi padre y quince minutos después ya camino al aeropuerto, con destino incierto.

No pude despedirme de ella, no pude despedirme de ella a quien tanto amaba, a quien había entregado mi corazón durante los últimos meses. Fue imposible darle un beso y pedirle que me esperara.

Los periódicos solo reproducían noticias fatídicas de la ciudad que nos juntó, y yo, la buscaba en los nombres víctimas de la represión o en las fotos de quienes se manifestaban. Mis esperanzas la deseaban con vida, mis ganas la deseaban con toda el alma.

Después de cinco largos años todo volvió a su lugar y yo seguía atento. Los golpistas fueron vencidos, el país retomaba la normalidad y con ella llegó el momento. Era preciso ir a buscar a mi gran amor y pedirle perdón, pedirle perdón por haberme marchado sin darle un último beso, por haber huido dejándola indefensa ante el peligro de la represión, perdón por no comunicarme con ella durante tanto tiempo.

Mis padres insistían que aún no era seguro, que aguardara un poco más de tiempo, pero no podía esperar más. Mi corazón la deseaba para poder respirar, era ella la morfina que lo haría arrancar. Volver a ver sus ojos verdes y su piel canela, escucharla voz dulce y labrios gruesos, sentirla ardiente de deseos y calmada después del encuentro.

Con estas esperanzas y deseos viaje quinientas millas al sur para encontrarla. Encontrarla como hoy la encuentro, siendo aún bella, siendo ante mis ojos aun perfecta, pero siendo ahora madre. Así lo confirme al escuchar como a lo lejos un precioso niño la llamaba Mama.

¿Y ahora qué hago? ¿Me presento ante ella? ¿Y si está casada? ¿Y si solo yo me enamore y ella decidió vivir su vida con alguien más? Su edad parece coincidir con mi partida, pero es imposible que sea fruto de nuestro amor si solo lo hicimos dos veces.

Las mismas ganas de verla ahora se convierten en miedo, en un temor que quema por dentro. En una ansiedad que desespera, pero es más fácil vivir con la duda de este nuevo evento, que descubrirla siendo propiedad de otro dueño. Siendo amada cada noche por otro cuerpo y siendo ella la amante de otro hombre que no soy yo.

Esta decidido, me marcho. Me marcho con mi amor intacto y mi maleta de mano. Mejor no enfrentarla, es mejor dejarla seguir su nueva vida, es mejor dejarla siendo feliz y yo vivir con el recuerdo de su imagen desnuda sobre vi.

“Adiós hasta nunca amor de mi vida, vine a recuperarte, pero te encuentro siendo dueña de un corazón.” Una nota junto con la propina que ella habrá de recoger y partir para nunca más volver.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 28
  • 4.44
  • 458

Escritor en formación y viviente de las pasiones que genera el escribir. También cuento mis relatos en mi canal de Youtube, siganme,

Tienda

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta