cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
AQUEL FUE UN TIEMPO YA PASADO.
Drama |
10.08.19
  • 4
  • 3
  • 243
Sinopsis

Aquel fue un tiempo ya pasado con todo el encanto y la belleza de algo que comienza, que se inicia de una forma primera. Un tiempo en que pudimos conocernos, explorando cada uno de nuestros recovecos, intentando conocerlo todo, lo más profundo de nuestras almas. Supimos descubrir el porqué y la necesidad de nuestras caricias, de nuestras ansias por sentirnos dispuestos a querer, a amar, a sentir, a obtener el mayor de los placeres.

Pero aquél tiempo se fue acabando, aquello que habíamos conseguido sentir el uno por el otro se fue muriendo poco a poco, muy despacio, minuto a minuto, segundo a segundo hasta su final. Imposible de evitarse.

Hoy aun seguimos juntos, vivimos juntos, convivimos pero nada de aquello del pasado dura ya, nada de lo vivido entonces perduró hasta nuestros días, lastimosamente. El porqué será imposible de saberse, o si, quien lo sabe. Lo que está claro es que los culpables somos los dos: tú y yo. Solos. Porque nuestro querido hijo es el único que no ha tenido culpa alguna de lo sucedido. Solo puede rendir cuentas de lo vivido tras su nacimiento tan deseado.

 

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Así es. El tiempo termina por convertirlo todo en rutina, hasta la belleza. Muy buen escrito.
    La convivencia conyugal tiene sus etapas, y el amor romántico y novedoso con la rutina desaparece. Entonces viene un periodo de amistad y de tranquilidad... si no hay broncas por en medio. Buen relato.
    La magia y la complicidad que se tiene con la madre de tu/tus hijos no se consigue con nadie más, "hijos de otra persona". Seguro que hay mil cosas que pasan desapercibidas, cosas que esa complicidad de la que hablo os puede hacer disfrutar más que a nadie. Y escribí el amor frío que trata de eso mismo, por si te apetece leerlo. Saludos
  • El socorrista de una piscina conoce un día a una chica colombiana. Enseguida comienzan a salir por ahí, pues ella es joven y bonita. Ella trabaja como relaciones públicas en la expo’92 de Sevilla. El es casado pero mantienen una relación, se van a vivir juntos. Luego deja su trabajo y ella trae a unos amigos colombianos a España. La chica y él se separan. El comienza a trabajar para la policía como investigador. Hay varios atentados en la ciudad y una chica muere. El protagonista es encarcelado acusado del asesinato de la colombiana, pero ella no ha muerto. Después de varios años vuelven a encontrarse y reanudan su relación. Ella ha contraído el sida y al final muere. El se queda solo.

    El socorrista de una piscina conoce un día a una chica colombiana. Enseguida comienzan a salir por ahí, pues ella es joven y bonita. Ella trabaja como relaciones públicas en la expo’92 de Sevilla. El es casado pero mantienen una relación, se van a vivir juntos. Luego deja su trabajo y ella trae a unos amigos colombianos a España. La chica y él se separan. El comienza a trabajar para la policía como investigador. Hay varios atentados en la ciudad y una chica muere. El protagonista es encarcelado acusado del asesinato de la colombiana, pero ella no ha muerto. Después de varios años vuelven a encontrarse y reanudan su relación. Ella ha contraído el sida y al final muere. El se queda solo.

    El socorrista de una piscina conoce un día a una chica colombiana. Enseguida comienzan a salir por ahí, pues ella es joven y bonita. Ella trabaja como relaciones públicas en la expo’92 de Sevilla. El es casado pero mantienen una relación, se van a vivir juntos. Luego deja su trabajo y ella trae a unos amigos colombianos a España. La chica y él se separan. El comienza a trabajar para la policía como investigador. Hay varios atentados en la ciudad y una chica muere. El protagonista es encarcelado acusado del asesinato de la colombiana, pero ella no ha muerto. Después de varios años vuelven a encontrarse y reanudan su relación. Ella ha contraído el sida y al final muere. El se queda solo.

    El socorrista de una piscina conoce un día a una chica colombiana. Enseguida comienzan a salir por ahí, pues ella es joven y bonita. Ella trabaja como relaciones públicas en la expo’92 de Sevilla. El es casado pero mantienen una relación, se van a vivir juntos. Luego deja su trabajo y ella trae a unos amigos colombianos a España. La chica y él se separan. El comienza a trabajar para la policía como investigador. Hay varios atentados en la ciudad y una chica muere. El protagonista es encarcelado acusado del asesinato de la colombiana, pero ella no ha muerto. Después de varios años vuelven a encontrarse y reanudan su relación. Ella ha contraído el sida y al final muere. El se queda solo.

Soy un hombre aficionado a la lectura y a escribir de vez en cuando. También me gusta hacer fotografías.

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta