cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

5 min
Aquella alejada estrella. ☆
Varios |
12.04.18
  • 4
  • 2
  • 79
Sinopsis

Con esmero se limpió la sangre...

Mi alejada estrella: 


Aprovechando que sus jefes le habían "ordenado" que tenía que ir a trabajar aquella precisa tarde de domingo.  

Su pareja, familiares y amigos
alquilaron una sala de 
fiestas y se encargaron con antelacion de contratar un pica pica de cinco estrellas y prepararle una decoración, que acabaría siendo un buen recuerdo de su dieciocho  cumpleaños.

A mitad de aquella injusta jornada, apareció su jefa, la felicitó y le entregó un pastel el cuál  tenía que entregar en una dirección concreta. 

- Preferiría que te lo apuntaras en un papel. No me fío de tu memoria. - Le Dijo sin ánimo de ofender. 


- Está  bien... ¿ Qué dirección es ? - Le preguntó, cogiendo un papel y un bolígrafo. 

Tras apuntar la dirección, salió de la pastelería, abrió la parte trasera de la furgoneta, dejó el pastel y se subió para iniciar la marcha. 
Para su suerte y sin sospechar nada, llegó a la dirección, aparcó en la misma puerta, se retocó el maquillaje para causar una buena impresión,  cogió el pastel y fue hacer la entrega. 

- ¡SORPRESA! - Gritaron todos los invitados a la misma vez. 


Después de unos segundos de paralización, al ver todo el tinglado que habían preparado. Su pareja le cogió el pastel y dio paso a que cada invitado incluido su jefa la felicitaran como se merecía ser felicitada. 
La fiesta transcurrió a ritmo de un grupo musical que habían compuesto unos amigos suyos. Todo parecía perfecto hasta que sopló las velas y sus padres le regalaron un sólo regaló que compraron conjuntamente. 

- Dos entradas para ir al planetario. Que divertido... - Les dijo a todos, intentando  disimular su desilusión. 

- Venga cariño  que nos están esperando. - Le Dijo su pareja.

Sin darle la oportunidad de despedirse de sus invitados, la joven pareja salió corriendo y consiguieron llegar al planetario a la hora prevista. 

Una vez en el interior de aquel esférico edificio, los dos tomaron asiento para  disfrutar de las vistas de las estrellas hasta que la imagen se quedó  
congelada. 

- Fíjate en esa estrella - Le dijo señalandola. 

- Esa estrella. - Repitió anonadada. 


- No esa no, la otra. - Le dijo señalando con su mano con ayuda de la suya.


- Tus padres junto a los míos y tus amistades, hemos decidido comprarla. Es tu regalo de cumpleaños. Es toda, toda tuya, y la hemos llamado como llamaremos a nuestro primer hijo cuando decidamos que llegué ese momento. - Le dijo muy entusiasmado tocandole la barriga. 

Sin devolverle contestación, se levantó de la butaca y abandonó la sala.

- ¡Cariño te has emocionado! Regresa. No pasa nada si te veo llorar  - Le gritó mientras veía como se alejaba.

- Déjame. - Le dijo sin mirarle. 

Mirándose en el espejo del baño con la poca luz que había, sus lágrimas albergaron irá e desilusión, ella lo tenía muy  claro había pedido un coche desde que se apuntó a la autoescuela y no entendía que lo que deseaba tener había sido sustituido por aquella alejada estrella. 

- Porqué  lloras nena ? - Le preguntó un hombre envuelto en su propia luz. 

- Estoy enfadada, desilucionada y muy pero que muy furiosa. Y para colmo tengo la regla
 - Le contestó antes de romper a llorar de nuevo. 

Con dulzura aquel extraño hombre luminoso de pelo canoso y cuerpo atletico, la envolvió en sus brazos y la acarició hasta que sus labios se fundieron en los suyos. 

Sintiéndose atrapada en los labios de aquel desconocido. Se dejó  llevar por sus húmedos besos, los cuáles acabaron  recorriendo su cuerpo semidesnudo hasta que se detuvieron por debajo de su monte de venus.

Tras los  preliminares, la levantó por encima de su cabeza y siguieron besándose con la misma intensidad que se movían sus nalgas al sentirse penetrada.

- ¡Madre mía! Tú si que eres un hombre Miguel.  Le dijo mientras temblaba al sentir una réplica de su primer orgasmo.

- Soy tu alejada estrella. - Le contestó  antes de desaparecer 
fugazmente.

Con esmero se limpió la sangre de sus caderas y se vistió con 
rapideza. Al salir del baño se encontró con su pareja, la cual andaba en sentido contrario. 

- ¡Cariño! Estoy aquí. - Le gritó mientras se molestaba la falda en la cintura. 

-  Te estaba buscando.
Dónde estabas ? 
- En el baño. - Le respondió mordiendose el labio

- Te has emocionado  con tu regalo... Lo se porque se te a corrido el maquillaje. Mientras estabas en el baño tu estrella alejada  a desaparecido del firmamento. Vayamos a ver si Miguel la ha encontrado.

Agarrados  de la mano, volvieron a la sala y en   cuanto se sentaron, Miguel  les comunicó por audio que la estrella había aparecido de nuevo después de veinte minutos de búsqueda.

- Gracias Miguel, eres un phenomeno. - Le dijo alzando el pulgar. 

- Gracias Miguel.
Cariño, Esta será mi alejada estrella. Si la quiero. - Le dijo mirándola fijamente.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 13
  • 4.71
  • 103

Escritor en busca de su inspiración perdida.

Tienda

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta