cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Breve historia del conflicto por la tierra en el Cauca
Históricos |
19.04.19
  • 5
  • 2
  • 438
Sinopsis

Breve historia del conflicto por la tierra en el Cauca.

Por; Felipe Solarte Nates

Sin duda, que la institucionalización de largos bloqueos en el Cauca por parte de los indígenas para exigir ampliación de sus resguardos y  presupuesto para alcanzar mayor autonomía en el manejo de recursos y proyectos a desarrollar en sus comunidades, debe tener una solución a  de fondo en bien de la comunidad caucana (sin distingo de razas, religiones, oficios, partidos, etc ,) y de los mismos indígenas, que de una u  otra forma son afectados por tropiezos de diversa índole y enormes pérdidas económicas causadas a pequeños, medianos y grandes cultivadores, lecheros, hoteleros, transportadores y empresarios que generan en Popayán, el Cauca, Nariño, Putumayo, Huila, Caquetá y en la movilización regional, nacional e internacional de viajeros y mercancías.

Pero la solución a este problema no sólo debe limitarse a la política agraria en el Cauca sino en todo el país, como lo demandan los mismos indígenas en uno de los puntos de sus peticiones, pues la lucha por la tierra ha sido el principal motor del conflicto social, político y armado que no quiere aplicar el gobierno actual, frenando por ejemplo la Restitución de Tierras para los desplazados por los paramilitares, la titulación de baldíos a pequeños propietarios,  y para sólo hablar desde mediados del siglo XX, sin resolver el conflicto acelerado  a partir del asesinato de Gaitán, cuando miles de campesinos liberales fueron desplazados violentamente de sus propiedades por ‘pájaros’ y chulavitas’, al servicio de gamonales y jefes  conservadores.

En el caso de los indígenas, el despojo del territorio que les escrituraron los españoles conmovidos por el cura De las Casas para evitar su extinción, se aceleró cuando los gobiernos liberales radicales surgidos después de la Constitución de Rionegro de 1863, además de “desamortizar los bienes de manos muertas” en propiedad de la iglesia, que comprendían millones de hectáreas ociosas para ‘vendérselas’ a particulares afectos al gobierno; también desamortizaron los territorios de los antiguos Resguardos, para ‘vendérselos’ a los amigos de los caudillos caucanos, generales y coroneles que comandaban ejércitos de mestizos, negros e indios, la mayoría reclutados a la fuerza, para pelear en guerras civiles como las de 1840,1860 y 1875;  y después del fragor de las batallas, según el rango militar, los jefes eran recompensados con grandes haciendas en donde los indígenas en pequeñas chacras, mambeando coca que les vendían los mismos patrones, sobrevivían como aparceros y  de peones, y sus mujeres e hijos de sirvientes en sus residencias urbanas y campestres.

Empezando el siglo XX, El indio Quintin Lame, como lo narra Giselle Delgado en su novela Guananí, con ayuda de un abogado blanco, desenterró los antiguos títulos de propiedad de los Resguardos indígenas adjudicados por los españoles desde la Colonia, iniciando  la lucha que le costó feroz persecución, cárcel y humillación en la que tuvo como principal persecutor a Ignacio Muñoz, el mayor terrateniente de la época y a su yerno, el poeta y político conservador  Guillermo Valencia.

Cuando desde 1966, el liberal Carlos Lleras Restrepo, tercer presidente del Frente Nacional, intentó revivir la Reforma Agraria que los hacendados conservadores y liberales le boicotearon al gobierno de López Pumarejo en 1936, fue creada la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos, ANUC, para agrupar a los aparceros y campesinos sin tierra.

En el Cauca entre los indígenas organizados fundaron el Cric, en 1971 para continuar la lucha iniciada por Quintin Lame por recuperar sus territorios, lo que lograron en gran medida después de prolongadas y cruentas luchas enfrentados a los antiguos ‘pájaros’ contratados para matar a sus líderes y a la fuerza pública enviada para desalojarlos por terratenientes resucitados por el “Pacto de Chicoral” firmado durante la presidencia de Misael Pastrana Borrero, para frenar la Reforma Agraria  desenterrada por su predecesor Lleras Restrepo. 

Por ampliarlos los Nasas afrontaron disputas con los Misaks,  pequeños propietarios mestizos,  campesinos afros y cultivadores de caña.

En el país urge afrontar  el problema agrario mediante soluciones concertadas  solución y en el Cauca, departamento históricamente afectado por conflictos étnicos y por la propiedad de la tierra,  como me lo hizo ver el ingeniero Oscar Calvache Rojas,  es patético que en el departamento no exista una oficina de asuntos indígenas y afros, con personal capacitado y aceptado por las comunidades para evitar que cualquier divergencia desemboque en bloqueos y vías de hecho.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 264
  • 4.58
  • 116

Escribo por necesidad de expresar lo que no puedo hablar con mis conocidos y otras personas que nos limitan con su presencia y nuestros temores y prejuicios. El papel nos permite contar historias sin las limitaciones de tener alguien al frente. Me ha gustado leer desde la niñez y empecé a intentar con la narrativa a mediados de la década del 70 del siglo pasado.Soy columnista de algunos periódicos regionales en Locombia. Publiqué mi primer libro "Relatos en busca de Título" en 2011 .

Tienda

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta