cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Ciencia, el abismo sin fin
Ciencia Ficción |
07.01.22
  • 4
  • 4
  • 304
Sinopsis

Un breve cuento que escribí hace un tiempo como ejercicio de reflexión en una asignatura sobre la neutralidad axiológica de la ciencia, su autonomía con respecto a otros sistemas sociales, así como los efectos del conocimiento científico y la tecnología en la sociedad.

Cuando se anunció por fin la tan anhelada fórmula de la inmortalidad, se creyó, ingenuamente, que todos los problemas de la humanidad llegarían a su fin. Las personas aplaudieron el gran hallazgo del Estado Tecnocientífico Unificado. Muchos incluso llegaron a declarar que, ante el avance implacable de la ciencia, los dioses habrían de quedar relegados al olvido, innecesarios. Se nos convenció de que el conocimiento y la tecnología adquirida habrían de estar al servicio del bien común y que, por ello, tendríamos que ser partícipes del cambio, sacrificando todo lo necesario en dicho proceso.

No había, sin embargo, razones para tanto entusiasmo. Poco tiempo se necesitó para comprender que perpetuar la vida humana conlleva perpetuar todo aquello que ha caracterizado a la humanidad: la desigualdad, la brutalidad racionalizada, la rabia y la miseria inherente a nuestra condición como especie. Sin la muerte —el único mecanismo capaz de atenuar dichos males— la existencia se convirtió en un recrudecido suplicio, hundida en la eternidad.

Postrados sobre esta tierra moribunda, hoy vemos partir hacia la infinita noche del cosmos a cierta humanidad privilegiada que despliega su ciencia, su técnica y su perennidad, para alcanzar mundos mejores. Se han olvidado de las promesas de un bienestar infinito, despreciando a este planeta reseco y sin recursos, incapaz ya de sostener a tantos inmortales.

El conocimiento científico, nuestra pretendida cura para toda desgracia, nos ha relegado a este agujero y ha elevado a unos cuantos a la gracia eterna. Se nos ha mostrado —como tantas veces antes— que muchos filósofos y científicos estaban equivocados. La neutralidad moral de la ciencia es, en el mejor de los casos, un sueño ingenuo; en el peor, una mentira deliberada y cruel. ¿Qué de neutral puede haber en algo capaz de determinar tan indefectiblemente el camino de millones de vidas? Claro está, además, que ningún esfuerzo dirigido a regular a los sistemas científicos y tecnológicos tuvo éxito. ¿Cómo podría ser de otra forma? Las mejores políticas en materia científica y tecnológica eran, según nos afirmaban con vehemencia, aquellas fundamentadas en la evidencia científica: la ciencia siempre se domesticó a sí misma. Embelesados por su eficacia y precisión sin igual, no vimos venir la posibilidad de que tal maquinaria estuviera en contra de la prosperidad colectiva.

Hoy los abandonados marchamos juntos hacia el filo del precipicio, incapaces de decidir nuestro destino, mientras cientos de naves zarpan hacia las estrellas, abriendo una brecha insorteable entre dos humanidades. El abismo al que estamos por caer es profundo, amenazante, voraz… Y la ciencia, con helada “neutralidad”, es la espada que punza nuestro espinazo impidiéndonos retroceder.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Hola. ¡Muchas gracias por sus comentarios! Ciertamente no comparto una visión sobre la ciencia y la tecnología tan negativa como la del relato, pero también tengo mis reparos con adoptar un optimismo acrítico en lo que concierne a los impactos del conocimiento y la técnica en la humanidad. Al final de cuentas el objetivo del cuento era tratar de poner a consideración un escenario en el que radicalmente ser observaran dos aspectos: 1) el conocimiento científico no necesariamente desemboca en resultados positivos para las sociedades y 2) que los intereses/valores de ciertos grupos puede influir sustancialmente en estos resultados, aun cuando ello pueda suponer el perjuicio para otros grupos.
    Un relato que induce a la reflexión. Tú lo has dicho. El mecanismo de la Ciencia que contempla un biologismo mecanicista, pero carente de alma, de ética. Se confunde progreso con evolución personal, y a pesar de los adelantos tecnológicos no se ha vencido al egoísmo social.
    todo avance tiene cosas positivas y negativas.... el tema es si de esa suma y resta el resultado tiene signo +... hay muchos ejemplos desde el fuego hasta el asunto atómico
    Bien escrito pero muy negativo el texto y no lo comparto...xd Larga vida a los científicos locos.
  • Un breve cuento que escribí hace un tiempo como ejercicio de reflexión en una asignatura sobre la neutralidad axiológica de la ciencia, su autonomía con respecto a otros sistemas sociales, así como los efectos del conocimiento científico y la tecnología en la sociedad.

    ¡Cuánto hemos avanzado! ¿No cree?

    Algo ha despertado.

    Sueños y amigos.

    La historia de un hombre, y su mágica solución...

    No existen los milagros.

    Un hombre que, en sus últimos momentos, llega a darse cuenta de algo.

    La triste Agualuna

    Sobre la búsqueda de Dios.

    La muerte que duerme.

Tienda

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta