cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Cosas de mi pueblo
Reflexiones |
17.12.07
  • 4
  • 18
  • 3232
Sinopsis

El lechero, que viene a casa lo conozco desde que tengo uso de razón. Hombre muy alto, rubio es el color de su cabello, y azul su mirar. Siempre viene a casa con un cántaro muy largo de aluminio y una jarra como medidor, que le cabe sólo un litro. Como cada día mi caminante viene a casa. Han pasado algunos años y yo he crecido bastante, cuando escucho el”dín- don,” salgo como una flecha, para abrir yo la puerta, es la única oportunidad de poder hablar con él, porque mi madre viene enseguida y me adentra en casa, ¿ lechero, tiene usted hijos ¿, él me sonríe con rostro muy dulce. No, no tengo hijos ¿Por qué?-porque no estoy casado, ya no ha dado tiempo para preguntar más, mi madre ha llegado, y me ha mandado hacia el interior de la casa, tendré que esperar hasta mañana.
Los días transcurrían y yo siempre le preguntaba cosas al lechero ¿por qué no se ha casado?, niña porque no he encontrado a mi media naranja,-
¿Y eso que es?, pues una mujer que me guste para casarme, aun no me he enamorado- pero, si es usted muy mayor,-yo no soy viejo, lo que pasa es que tu eres una niña.-
En fin, que siempre estaba al acecho del cantarero. Cuando salía de casa me asomaba por la ventana, y le veía colocando en el burro la vasijas en los cerones, pues en el cerón cabían cuatro cántaros y con su jáquima en su cabeza, y en medio de ella sus cascabeles que sonaban a su paso que burra torda tan bonita. Él lechero cogía las riendas, y decía así: ¡arre paquita! que ya queda menos, y Paquita obedecía se iban caminando con sus cascabeles sonando a su próximo destino. Recuerdo la última pregunta que le hice a mi querido vaquero ¿es usted de este pueblo?- no, soy de Calicasas -
¿Y está muy lejos de aquí?,- sólo a una hora con mi Paquita.
Un buen día mi amigo dejó de venir a casa. Que extraño comentaba mi madre, a mi padre; después de tantos años ¿habrá pasado algo?, mi padre le decía, seguro que tendrá algún problema, veras como viene en pocos días: habían trascurrido ya una semana y seguíamos sin noticias.
El lunes de la semana siguiente, se presento otro lechero en casa, buenos días- buenos días soy José el hermano de Luís, vera señora, a mi hermano lo han hospitalizado, es el motivo por el cual vengo yo, -¿tiene algo grave Luís?,-come muy poco creemos que tiene anemia, en unos días estará de nuevo con su trabajo, José vino a casa durante cuatro semanas, mi madre le preguntaba siempre por Luís, José le decía que estaba mejor, pero que aún se encontraba débil, y de nuevo nos quedamos sin lechero, mi madre hablaba con mi padre, y este le respondía, pero todo eran conjeturas, la realidad no era conocida. Fue el próximo sábado cuando llego José a casa, y sin cántaros ni medidor, era evidente ha pasado algo. Buenos día señora- buenos días José ¿ que ha ocurrió?- vera señora al parecer mi hermano tenia cáncer, y murió la semana pasada- ¡dios mió!, no me lo puedo creer, tan joven, -si tenía treinta años, y una vida sin vivir, así lo ha querido el de arriba, y donde manda el, nosotros no podemos decidir.- Y yo digo: Qué triste vida la de mi lechero, la muerte le sorprendió, y ni siquiera pudo sentir el calor del amor.
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 19
  • 4.24
  • 615

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta