cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Diario de un desamor 3.-Hoy es 23 de octubre
Amor |
19.11.06
  • 4
  • 1
  • 981
Sinopsis

Hoy es 23 de octubre

Hoy es 23 de octubre de 2006, he decidido acabar con mi sufrimiento, aunque aun me llevara algunos meses, pero comienzo a olvidar. Son dos meses y pico ya de insistencia para no acabar con la niña de mis ojos de este modo tan ruin y cobarde que ella ha decidido, pero no me merece…

Esta es mi historia… Encontrabame yo en uno de los mejores momentos de mi vida, feliz como nunca, existían desavenencias con mi chica, pero nada fuera de las típicas peleas de pareja. Todos discutimos y decimos cosas que no pensamos en esos momentos, aunque en mi caso yo siempre era el malo, ella actuaba cegada por su cabezonería que siempre la caracterizó. Quizás generalizaba y hacia comentarios machistas, pero de los cueles siempre me arrepentí, y jamás pensé en ella de ese modo.
También recibí malos modos, comportamientos excéntricos y chantajes emocionales, de los cuales no guardo ni un solo recuerdo, pues nunca fue el rencor amigo de mi alma.

Aquella semana de vacaciones la pasamos en mi casa, un poco aburridos, nunca me gusto tomar dinero de nadie si yo no tenía. Jamás me aproveche de ella y lo di todo. Dinero que tenia, dinero que me gastaba en disfrutarlo con ella, aunque eso significara no poder salir en todo el mes, o estar un año completo sin poder comprarme ropa. Dios que cegado estaba… aquella tarde noche ocurrió algo que sin duda alguna tuvo una gran importancia en el devenir de los acontecimientos. Cuando regresé del gimnasio ella había espiado mi cuenta de correo electrónico y había encontrado unos emails en los que fanfarroneaba con un amigo de la facultad, en ellos hacíamos mención a chicas que transitaban por la facultad y hablábamos en un irrespetuoso tono sexista, por otro lado muy típico entre los hombres. Ella creía que yo le había sido infiel, cuando realmente jamás ocurrió nada, solo la chulería de dos tíos hablando sobre chicas. Creo que nunca me lo perdonó, y sin embargo en mi cabeza las palabras se las lleva el viento…

Sin embargo todo transcurrió en los siguientes días con relativa normalidad, recuerdo mi último día junto a ella como unos de los mejores de mi vida. Encontramos a mis amigos de Cádiz, pasamos una tarde genial en la plaza de la merced, vimos los toros acompañados de nuestras miradas de complicidad y antes de regresar a casa comimos un kebab de esos que tanto me gustaban. Ella parecía tan feliz también…

El día siguiente amaneció soleado, pero menos caluroso que el anterior, ella saldría con sus amigas mientras yo había quedado con los dormilones de mis amigos gaditanos. A las 13 horas ella tomo el camino de la feria, mientras yo no paraba de insistir telefónicamente para que mis amigos se levantasen. A las 5:20 salí de la casa dejando allí sentado a manolo, aquel chico tímido que creía mi amigo. Cuando me encontré con mis amigos eran las 6 de la tarde y entre una cosa y otra me encontré con su hermana y mi cuñado. El saludo fue correcto y no mas, el hermano de mi cuñado si que me trato como si fuera de la familia. Era un chico promiscuo pero con un gran sentido familiar y amigable, siempre me acepto y me dio confianza, no como el resto que después de dos años seguían tratándome prácticamente como un extraño. Jamás lo entendí.

A las 9 aproximadamente recibí la primera de las últimas llamadas de Estrella, estábamos en el Liceo y no escuchaba nada, así que seguidamente ella me envió un mensaje. Te estamos esperando para cenar decía, a lo que yo quede sorprendido pues no había quedado p
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 17
  • 3.62
  • -

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta