cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
El cartel invisible.
Varios |
08.07.18
  • 4
  • 3
  • 272
Sinopsis

Una historia de pelotas.

Pese a las altas temperaturas que ofrecía el verano en Sotacuernos de los Monjes. El partido de fútbol que se jugaba en la plaza, estaba siendo tan interesante, que se podría haber comparado con un partido de primera división.

Durante el tiempo que duraba el partido, un tiempo que solía ser determinado por las madres de los jugadores. El balón se desplazaba entre las piernas de los jugadores mientras intentaban sobrepasar las porterias improvisadas con dos camisetas viejas.

A mitad de la segunda parte, apareciero un policía de la nada, agarró el balon y se quedó a la espera de que algún jugador lo reclamará. 

- Quiere hacer el favor de devolver la pelota a estos chiquillos. - Le dijo uno de los tres ancianos que disfrutaban del partido. 

- Esto no es un campo de fútbol. Usted al igual que yo, no ve ninguna portería en esta plaza. - Le dijo el policía con autoridad. 

- Las porterías son camisetas. - Le dijo otro de los ancianos.

El anciano que se mantuvo en silencio, se levantó del banco y lentamente se alejó, mientras el policía les explicaba a los que jugaban, el significado de un cartel metalico que pretendía especificar que no se podía jugar.

Tras darles la chapa, el policía se marchó con el balón debajo del brazo mientras a sus espaldas regresaba el anciano con otro balón. 

- Seguir jugado chiquillos, ese cartel es invisible. - Les dijo el anciano tras pasarles el balón.

- Y si regresará ? - Le preguntó una chica, un tanto preocupada. 

- Todavía nos quedan balones en casa y también tenemos muchas pelotas, las cuales estado colgadas nunca nos podrán quitar. - Le contestó antes de sentarse de nuevo.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 49
  • 4.55
  • 308

Tras 48 horas e vuelto a renacer.

Tienda

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
19.09.18
25.05.18
Encuesta
Rellena nuestra encuesta