cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
El kiosco
Fantasía |
18.03.14
  • 4
  • 9
  • 2516
Sinopsis

Hay ocasiones en que la mejor información es la que no leemos.

Se cuenta que en aquella urbe donde el sol brillaba con radiaciones de azahar y un día la poblaron los moros, sucedió una mañana que al ser depositados los paquetes de periódicos en el lateral del kiosco de la calle Feria, se produjo un hecho histórico que paso a relatar:

Por un fallo en el sistema de embalaje habían llegado calentitos y sin atadura ninguna, por lo que en el intervalo hasta la llegada del kiosquero, se produjo un tráfico inusual de ideas que terminaron por convertir las distintas corrientes de opinión, en un río de tinta a cada cual más calamitosa. Los artículos estaban llenos de tachaduras, faltaban palabras que habían sido sustituidas por iconos o siglas que no venían a cuento, y no había una sola firma a la que no se le hubiese añadido alguna coletilla malintencionada, o no se le hubiese recordado su pasado rojo, verde o amarillo, según los casos. Las editoriales quedaron reducidas a espacios vacíos de contenido o con letreros del tipo: “Cerrado por defunción” “Se vende” “Ni contigo ni sin ti”. Las esquelas mortuorias fueron vilmente manipuladas, habiéndose cambiado el nombre de los finados por reconocidos personajes públicos...Desde ese día, los periódicos en ese kiosco se depositan sin atar y se les da sus minutos de reposo para que el éxito de ventas siga subiendo.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Gracias Alcázar por pasar y dejar tu comentario.- Saludos
    La información, el más manipulable de los poderes. Incluso el quiosquero de tu relato hace con ella lo que le place, que por otro lado me parece cuanto menos interesante.Me gustó. Saludos
    Hola José Manuel: lo curioso del caso es que el kiosco tuvo que cambiar de ubicación.- Un saludo
    Un genio del negocio editorial, el quiosquero. Los vecinos de la calle Feria también tienen que tener su gracia, para comprarlos. Saludos.
    Hola Pielfría: gracias por pasar por aquí, si entramos en boletines y edictos ahí si que tendríamos material no para un micro sino para una enciclopedia.- Un saludo
    Simpática narración y de estilo fluido. Bien escrito, con gracia y sol. La idea no me parece tan descabellada. Esto tendría que ocurrir cada vez el gobierno lanzase sus boletines y edictos oficiales. Tal vez llegaríamos a vislumbrar el caos que en el fondo anuncian.
    Salinegon: gracias por pasar por aquí y dejar tu comentario.- Saludos
    Desgraciadamente cada vez son menos creibles las informaciones de cualquier diario, manipuladoras y partidistas. Es lo que hay y como dices en la sinopsis a veces la mejor información es la que no tenemos. Saludos
    Gracias Umbrio por tu presencia y comentario.- Saludos
  • Aquí os dejo un micro de mi última publicación: Breviario para tardes de lluvia.

    Parecía que no iba a llegar nunca, pero al final llegó: Aquí les dejo la tercera y última parte de este relato, que espero puedan disfrutar.

    Se resiste a salir la segunda parte, no se qué ocurre, pero ahí va un nuuevo intento.

    En una plaza cualquiera de una ciudad cualquiera, una tarde cualquiera, puede suceder cualquier cosa...

    Les dejo el relato completo para aquellos lectores que gustan leer las historias de una vez y no por entregas, como ha ocurrido en este caso. Espero que la fisfruten. Saludos cordiales para todos.

    Les dejo la última parte del relato Y al séptimo descansó, esperando que sea del agrado de los lectores.

    Entiendo que ha pasado mucho tiempo de la primera entrega de este relato. Pido disculpas y animo a su lectura.

    Dejo a la consideración lectora de TR, este relato en su primera entrega. Espero que guste.

    Les dejo este micro a su consideración

    Este artículo publicado en el año 1989 es un pequeño homenaje a la tierra que tanto quiero y que está siendo vilmente castigada en estos días.

  • 130
  • 4.58
  • 94

Tengo a la Literatura por bandera dentro del convulso mundo que nos ha tocado vivir.

Tienda

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta