cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
El viaje por la autopista
Fantasía |
13.02.08
  • 0
  • 0
  • 1603
Sinopsis

El viaje por la autopista de Bard Houf hasta el museo fue demasiado largo.
Bueno, largo en téminos de fracciones de centésimas de segundo.
Las rápidas conexiones de Internet habían vuelto cualquier cosa de velocidad inferior a una décima de segundo en algo lento.
Los rápidos consumidores rápidamente compraban en el rápido supermercado sus artículos, saliendo rápidamente de los negocios para con rapidez volver a conectarse a sus rápidas computadoras.
Bard Houf era un lento orador. Los rápidos visitantes al museo se aburrían.
Houf habló muy despacio, tratando de cubrir los rápidos ronquidos de los visitantes dormidos.
- Esta forma de conexión supera la actual en velocidad, dado que tarda un cuarto de su tiempo en acceder a Internet, además de que, con estos paneles especiales, permite absorber el triple de energía solar. Este diseño...
No completó la frase. Tres rápidos saqueadores lo empujaron al suelo y tomaron el diseño del aparato.
Uno de ellos tomó de su campera un revólver.
Houf gritó, suplicante:
-No, n....!
Un estallido, y silencio.

Cinco años después, el viaje por la autopista hasta el museo era aún más largo.
La milésima de segundo que tomaba el viaje era demasiado lento.
Las rápidas personas se habían convertido en rayos de luz desplazándose a velocidades descabelladas.
Rápidas compras.
Rápidas charlas.
Rápidas conexiones.
Rápidas vidas.
Las vidas a velocidades insoportables hicieron las vidas más y más cortas.
Y luego más.
Y más.

Cien años después, el viaje por la autopista hasta el museo era largo.
Solo rayos de luz que aparecían y desparecían alteraban el paisaje.
Un par de tortugas se sentaron a la luz de las estrellas, riéndose de ellos.
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Tienda

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta