cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

1 min
Huellas
Reflexiones |
28.10.13
  • 4
  • 8
  • 1477
Sinopsis

Nuestras vergüenzas, las miserias ,las huellas de algo sucedido que queremos borrar, borrar para siempre y yacen dejando testimonio de que algo ha ocurrido nos molesta, nos apresuramos a intentar tacharlo para siempre como una fregona que incansable y a la merced de su amo repasa el suelo una y otra vez….que nadie note que aquí ha pasado algo, que nadie note que he vivido..que  puede que me haya equivocado, puede que no me entiendan, como si tuviéramos que disculparnos constantemente de haber hecho, de haber siquiera estado presentes..la falta de libertad personal , permitirnos ser, solo eso, sin pedir perdón por ser auténticos, por tener nuestros propios criterios, de lo que esta bien, de lo que esta mal, de lo que es político o no, correcto o incorrecto. . No quiero necesitar una fregona del alma…quiero ser siempre yo, con mis huellas y mis marcas, solo yo.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • No puedo estar más de acuerdo con esta reflexión, ese complejo de culpa que tantas veces nos persigue, cuando no tenemos obligación de ser perfectos ni podemos echarnos en cara eternamente nuestros errores. El querer agradar a todos cuando eso es imposible y a alguien siempre vamos a incomodar siendo nosotros mismos. Un saludo.
    SI no eres tú mismo ¿qué te queda? ¿la vida de los otros? pues de eso nada prefiero vivir la mía, con sus huellas propias, sus errores propios y si eso molesta a alguien sólo tienen que mirar para otro lado, feliz año Nora.
    Muy buen final, ser siempre yo, con mis huellas y mis marcas. Y es verdad que siempre querriamos borrar algo, y a veces varias cosas tambien, pero si lo hicieramos no habriamos aprendido nada, o no seriamos de esta manera :)
    "no quiero ser una fregona del alma", me encanta esta frase
    A veces pensamos que tenemos que rendir cuentas por todo, que todo el mundo va a juzgar nuestras pasiones, nuestras preferencias. Queremos hacer encajar cada una de nuestras decisiones en los parámetros de una sociedad contradictoria y confundida. La tarea es imposible, y por eso lo mejor es aligerar la carga que a veces le damos al juicio ajeno. Ser uno mismo, ser auténtico, sin pedir disculpas por lo que los otros no entienden. Me gusta la sinceridad y claridad de tu texto. Saludos!
    Hagas lo que hagas seguro que te equivocas...así que, disfruta de lo que puedas hacer en cada momento. Somos lo que somos, humanos, y no podemos evitarlo. Un abrazo sin querer evitarlo.
    Tanto las cosas buenas como las malas, nuestros errores y nuestros aciertos, y tantas y tantas cosas, hacen que seamos quienes somos, si quitamos algo de ello, es como si a un castillo le quitasemos una de sus almenas, no dejaria de ser un castillo, pero no seria el nuestro
    A veces a mí sí me gustaría tener una fregona a mano y dejarlo todo limpio, limpio. Hay cosas que dolerían menos tras una buena manita de lejía! Me ha gustado mucho tu reflexión. He echado de menos unas cuantas líneas más.
  • Siento muchísimo haberte hecho daño, siento las lágrimas, los temblores, el desasosiego que te causé. Las ilusiones rotas, los esfuerzos en vano, las dudas, las noches sin dormir, los cigarrillos de más, las charlas infructuosas, mi mirada perdida, mis pocas ganas de seguir, mi melancolía, mi tristeza, los dolores de cabeza.

    El sueño, parece no querer abandonarme, ha vuelto el letargo a apoderarse de mí. Es la sensación de estar en un receso momentáneo de los días, de las horas, de la vida…

    Por fin ha llegado el día, por fin me encuentro conmigo misma y con mis palabras de nuevo...

    He pensado tantas veces en que sería de mi presente si hubiera elegido otros caminos que la sola idea de volver a intentar valorarlo me aburre.

    Los pájaros que cada día visitaban mi soleada terraza aún no habían venido, todos los días hacía lo mismo, sacaba al perro a la misma hora y la misma pregunta a horas distintas.

    Cada día huele más a verano y todavía es invierno, un invierno que se ríe del frio. Un invierno que no quiere serlo, un invierno que quiere ser primavera, como cuando una mujer siendo morena decide que es rubia.

    Sabía que estaba viviendo tiempo de regalo desde que me levantaba por la mañana con la temperatura corporal de una merluza congelada.

    Hoy he podido dormirte en brazos a la hora de la siesta, yo sentada en tu camita y tú en mis rodillas, dejándote llevar por el suave balanceo que hacía temerosa de que quisieras que parara.

    Al principio del camino hay un montón de libros apilados en el suelo, ya los estoy viendo.

  • 27
  • 4.7
  • 72

No sabría como empezar...

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
19.09.18
25.05.18
Encuesta
Rellena nuestra encuesta