cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Intimidad
Varios |
18.11.15
  • 5
  • 2
  • 921
Sinopsis

Pasaba de la medianoche y hacía un frío que me helaba hasta los huesos. Me intentaba tapar el escote con el abrigo y calentarme las manos con mis propios suspiros, pero era casi imposible. Había elegido aquel vestido vino tinto que me regalo mi mejor amigo, lo acababa de estrenar y ya olía a tabaco, me había vuelto adicta a los vestidos ajustados y todo ello por haberme creído las palabras que aquel sujeto, con el que últimamente soñaba, me había dicho.

Me había puesto la ropa interior a juego, pero aún así sabía que esta noche no me la arrebataría el hombre que yo quería. Rebusco en mi bolso un cigarrillo para tranquilizarme y poder dejar de sentirme deshubicada y fuera de lugar. Lo enciendo e inspiro el humo como si fuese el de un petardo, intentando autoconvencerme que me dará la seguridad necesaria para sobrevivir rodeada de gente casi desconocida. Es en aquel momento en el que sus palabras me sirvieron de algo. "No seas tan insegura, vales mucho". Aún así yo era la típica desconfiada que ni siquiera me las creí en el momento en el que me las dijo, pero si no me lo creía tenía claro que me quedaría sola acabandome el paquete de tabaco pasando frío.

Me acabo el cigarrillo, entro de nuevo y se que lo que no necesito es otra copa. Me miro en el espejo del pasillo, me retoco el pintalabios y miro admirando lo bastante bien que me queda el ceñido vestido, haciendo de mi cintura y de mis curvas una casi perfecta silueta.

La noche fue larga e intente mantenerme en mis treces. Al salir de aquel pub, casi estaba amaneciendo, consegui aguantar las ganas que tenía de encontrarte en cualquier lugar, creo que hacía mucho que no deseaba así ninguna cama, fue llegar a aquella y quedarme dormida como si estuviese en la mía propia. Creo que esa noche también soñe que estuviste conmigo todo el rato.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 163
  • 4.59
  • 37

Pacense, joven y apasionada por la escritura.

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta