cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
La venganza de Don Luis
Fantasía |
04.02.08
  • 4
  • 2
  • 1949
Sinopsis

El Cola Cao del desayuno me lo tome frío, como siempre. De un trago, como caen las cataratas del Iguazú.
Naturalmente mi madre chilló; ¡” te vas a ahogar cualquier día, tómate la fruta y el pan”
Eso lo escuchaba en la lejanía, pues ya estaba poniéndome el anorak y la cartera a la espalda.
Corriendo como cada mañana entré en la cocina, y le di un beso, ella a su vez me lo devolvió como pudo desde el aire.
¡Adiós, cariño, se bueno en la escuela!.
Eso estaba cantado, este día iba a ser memorable.
La primera clase era de francés, la madame Adéle llegó como sustituta del anterior profesor que estaba hospitalizado en el psiquiátrico por una depresión o por algo así,
Un día en clase después de varios minutos gritando, con lágrimas en los ojos, rojo como un tomate, abrió la ventana, yo pensé que para que pasase el fresco y aliviarse del calor, pero se tiró como a una piscina, claro que de piscinas nada.
Para los diez minutos madame Adéle ya estaba enfadada, a los veinte se retiró las gafas y como una gata lastimada se acurrucó en su silla temerosa de todos nosotros, la clase de 5º       que somos los mejores.
Lo mejor venía a continuación.
Matemáticas. Don Nicanor era un viejecito bondadoso, capaz de repetir el teorema de Pitágoras toda la clase.
Como es sordo como una tapia nos pusimos a jugar, mientras el empollón de la clase tenia por misión levantar la mano en cuanto terminase la exposición para pedir que repitiese.
Nos lo pasamos chuli.
La clase de Geografía la daba don José Lorente, y con este me tocaba montarla.
Empecé tirándole granitos de arroz con la carcasa del boli bic, cosa que le enfureció.
El culmen fue cuando un granito le entro por la garganta hasta dentro, cosa que le hizo toser, y mirarme con agresividad.
Entonces fue cuando me levante, y le miré fijamente, diciéndole; ¿Es usted un hombre o no?
Antes de que pudiese contestarme, o de dibujar el río Guadiana en el mapa mudo, le solté un sopapo monumental.
Naturalmente que lo expulse de clase, ya había dado la vara lo suficiente.
Me lo estaba pasando en grande.
Pero lo bueno no dura siempre.
Por los altavoces me llamaron al teléfono.
Don Luis Flamarique le llaman urgentemente.
Cinco minutos tardé en coger el peligroso teléfono.
Era del ministerio como me temía.
“Don Luis, de parte del ministro de Educación que la firma de la ley orgánica del derecho de la enseñanza se adelanta a hoy tiene que venir al ministerio.”
- Hoy tengo el día libre, sabe el ministro que con esta ley llevamos cinco meses, y no duermo, ni veo a mi familia, y necesito....................
Naturalmente no me dejaron seguir, se puso Pachi, que es el ministro de educación, gracias a el tengo el puestazo que tengo hay que decirlo,y me convenció con pocas palabras.
Mes vestí de traje y de corbata, alisé el pelo de mi incipiente calvicie cincuentona, me recogió el chofer y al poco rato al ministerio.
Una mesa con políticos, algún sindicato de profesores, los de U:G:T que siempre están en medio de todo.
A la tarde estuve en cinco televisiones distintas alabando el proyecto de ley, que desde luego ya estaba segura de salir aprobada, y que como todas a los tres años se revelaría como inútil para solucionar el problema de la educación.
Pero ese día me sentí feliz como un niño, se había cumplido mi venganza de la escuela.



Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Ranking Relatos (ver más)
+ Valorados
+ Leídos
Encuesta
Rellena nuestra encuesta