cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Las manecillas del reloj.
Reflexiones |
28.05.16
  • 4
  • 0
  • 845
Sinopsis

El reloj, te espera, no pares. Usa la cabeza.

Tic tac, el reloj lo dice todo. Tic toc, el reloj es la respuesta. Escucho el sonido del movimiento de las manecillas del reloj, y mi mente recorre el universo entero. Mientras veo moverse los brazos, imagino cosas sin límites, extraordinarias y estrafalarias. ¿Qué ha pasado hoy, que está pasando, y que va a pasar mañana? ¿Acaso estoy loco?¿Soy bueno?¿Soy malo? Algo está transcurriendo de forma errónea en esta línea temporal. Todo lo que está dentro de mi mente, lo ficticio, ahora mismo, es real. Es ahora y nunca. Estoy controlando la existencia de lo paralelo, de lo que hay más allá, y sólo lo hago con cerrar los ojos. Tic tac, tic toc. El reloj me llama, me dice que no asuma nada, que cuestione todo. Entonces, en realidad, ¿Lo que está pasando es verídico? Sólo sé, que estoy vivo. Esa es la única información que tengo. Tic tac, tic toc. Ahora mismo, estoy volando, estoy en diferentes lugares al mismo tiempo, se los cuento a los demás y no me creen. Su imaginación está muy limitada. Aunque estoy empezando a pensar, que en realidad ellos no existen. Me hace sentir incrédulo pensar que lo que vemos es sólo la luz de una fogata, y la mayoría no llega a ver la luz del Sol, Tic tac, el reloj lo dice todo. Tic toc, el reloj es la respuesta. Mientras el reloj gira, veo como los hechos van pasando en cada segundo que para la aguja. Veo la vida de la gente, y sólo sigo con los ojos cerrados. Tal vez ni siquiera esté viendo el reloj, tal vez, esté todo acá adentro. En este mundo infinito, que no existe como tal. Porque todo está acá dentro, en tus pensamientos, aunque eso no existe. Porque, todo está acá adentro, en tus pensamientos. Igual que eso, no existe, porque todo está acá adentro, en tus pensamientos. Al igual que Tampoco existe, ¿o no? No lo sé, está en tus pensamientos. Tic tac, tic toc. No pares, usa la cabeza. Tic toc, tic tac.
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Tienda

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta