cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Lo admito, soy fascista
Reflexiones |
01.02.08
  • 2
  • 17
  • 10980
Sinopsis

Tras unos días de sinsabores y reflexión he decidido salir del armario. Por fin, hoy voy a reconocer una cosa que seguramente muchos ya sospechaban de mí. Sí, lo admito, soy fascista.

Reconozco que hasta hace dos días no era consciente de ello, pero ahora lo veo más claro que nunca. Así, puesto que parece ser que defender la libertad de expresión de todos los medios de comunicación es de reaccionarios, pues entonces soy fascista. A partir de ahora, para ser buen demócrata tendré que encadenarme en la puerta del primer medio que encuentre y pediré su cierre. ¡Eso sí que es luchar por unos ideales!

¡Ahora me doy cuenta de lo ultraderechista que era! ¿Cómo se me ocurriría condenar a todas las dictaduras, sean del signo que sean, como hacía antes? A partir de ahora ya sé que sólo tengo que criticar las de derechas, puesto que las de izquierdas no son sino las verdaderas democracias, siempre en favor del pueblo. ¿Cómo no me habré dado cuenta de la perfección de un sistema como el de la democracia cubana, en el que los hermanos Castro han sido votados por casi el 100% del electorado? Si es que allí nada falla... es el paraíso prometido por Lenin y Stalin. Por supuesto, a partir de ahora, para dejar de ser un facha de tomo y lomo tendré que alabar al gran caudillo bolivariano: Hugo Chávez ‘el Magno’.

Y sobre todo, lo que de verdad tengo que hacer es apostatar de mi fe católica y ponerme a rajar contra los obispos. ¡Qué bonita la portada de hoy de ‘Publico’! Aparecen Rouco y Kiko Argüello bajo el título “los ultras de la Iglesia”. Sí, a partir de ahora tendré que llevar siempre bajo el brazo el diario ‘Público’. De hecho, ayer ya pude disfrutar en este impagable periódico de un magnífico artículo, firmado por el excelso periodista Manuel Saco. En él define a la Iglesia del modo correcto. Así, dice este gran prohombre que “ETA no mataría ni en cien mil años a tanta gente como asesinó esta secta en toda su historia”. Además, se asombra de que “esta organización no haya sido condenada por terrorismo”. ¡Viva Manuel Saco!

En fin amigos, hasta ahora he sido fascista. Pero todo va a cambiar. Unos grandes amigos me han hecho ver lo descarriado que estaba mi camino vital. De ahora en adelante, jamás volveré a cantar a la libertad. A partir de ahora sólo gritaré, con voz emocionada: ¡Viva la verdadera democracia! ¡Vivan las cadenas!

MIGUEL ÁNGEL MALAVIA
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Madre de Dios¡¡¡ No estás depresivo tras estos comentarios? Aunque solo sea por los huevos que le echas y porque me divierten todas estas discusiones, ADELANTE, SIGUE ESCRIBIENDO MALAVIADAS¡¡¡¡
    Algunas de las personas que han valorado el relato "Ven la paja en el ojo ajeno y no ven la viga que tienen en su propio ojo".Esta claro que cada uno de nosotros tenemos nuestras ideas; pero no debemos usar descalificaciones personales e insultos(algunos utilizan este recurso con demasia da frecuencia). En relación con el tema de la Iglesia deseo hacer sólo dos observaciones: - En la Guerrra Civil española murieron miles de religiosos¿ A caso es mentira?. - La Iglesia desarrolla una gran labor humanitaria en todo el Mundo. ¿Cuántos millones de personas reciben su ayuda. Es obvio que la Iglesia es mucho más que misas y sermones.
    Estás jugando al tradicional juego de la víctima indignada. Puedes escribir lo que quieras jefe, la sinceridad es crucial, y lo primero es reconocerlo. Me gusta el relato, pero la categoría-humor, y no te ekivoques, el fascismo, simplemente, no es productivo.
    No cuela.
    BRAVO! BRAVO!
    Eso... y dar por culo también, que para algo se sale del armario.
    Veo que te encanta jugar.
    Es patético... te permites llamar hipócritas a los que no piensan como tú, tergiversas a tu antojo las palabras de los que te critican y aún te permites ironizar sin haber sido capaz de hacer autocrítica y... claro, se nota. A eso no se le llama salir del armario, se le llama dar la nota. Ya sé que en otros lugares cuando escriben te hacen la ola y de ellos no sospechas nada... ¡Que pena! En tu vida has defendido la libertad de expresión, al contrario, sólo tienes un color y una total incapacidad para decir nada sin ofender. Lo siento, pero es mejor que vuelvas a tus reservas azules donde eres jaleado. Sólo cuando estés dispuesto a abrir tu mente vale la pena que salgas a hacerte el gracioso. Como oí un día: cuando seas capaz de reírte de la borrilla de tu propio ombligo, estarás preparado para demostrarle al mundo lo que piensas, hasta entonces serás incapaz de saber cuanto ofenden tus palabras. Aunque de verdad te creas lo contrario, no existen las verdades absolutas, así que si quieres mostrar ideas controvertidas debes sustentarlas en pruebas tangibles y no en veleidades ideológicas... pero no sabes.
  • Mi primer homenaje a Unamuno en 2016...

    Todo día es bueno para homenajear al más grande de todos los poetas: el loco Don Quijote, custodio de la fraterna utopía.

    Con los héroes de Charlie Hebdo. Aunque no compartiera muchos de sus postulados ni la forma de expresarlos, ¡siempre con la libertad de expresión!

    Como cada año, mi homenaje a las ánimas de rostro global...

    Evidentemente, no manejo eso de juntar versos. Pero, desde el cariño, vaya desde aquí mi homenaje por Don Alfredo.

    Hay quien no le gusta que aquí el deporte sea un tema de inspiración... Pero yo insisto, pues además va en clave de humor. O eso pretendo.

    Unos días después, pero aquí llega mi particular homenaje a Gabriel García Márquez. Una parte de este relato es muy real, ¿eh?

    Mi homenaje al maestro Paco de Lucía, que hoy nos ha dejado muy huérfanos.

    Perdón por el tono...

    Aquí, tratando de pegar un bocado a la dura corteza que cubre este mundo nuestro para vislumbrar qué hay realmente dentro... Advierto: es una impresión muy personal.

Conquense y madrileño, licenciado en Historia y Periodismo, ejerzo este último. Libertario y comunitarista, voto al @Partido_Decente. Mi pasión es escribir.

Tienda

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta