cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

1 min
La mujer del perfumista (Parte I de II)
Suspense |
01.04.14
  • 4
  • 4
  • 1725
Sinopsis

Las cosas más cercanas y aparentemente inofensivas pueden esconder armas mortales en manos de quien sabe utilizarlas. El relato se alargó un poco y lo he dividido en dos para que si a alguien le aburre la primera parte pueda ahorrarse un buen rato de lectura en la segunda.

He tenido que retirar el texto de este relato porque me obliga la editorial con la que he firmado un contrato, dejo este aviso para animar a cualquiera que lo lea a seguir escribiendo para esta gran pagina de TUSRELATOS, ya que sin ella nunca hubiera conseguido que una editorial se interesase por mi trabajo, ya que de hecho contactaron conmigo a través de ella.

Si estas leyendo esto es que te interesa la literatura tanto como a mí, si escribes sigue haciéndolo que nunca se sabe si, como en mi caso, llamarás la atención de alguien que te saque del anonimato.

Un saludo y un agradecimiento eterno a los que mantienen vivo este gran reducto de buena literatura.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Una decision valiente para alguien que va el primero, mis respetos por ello, has de ser consciente que muchos dejaran de comentarte ya que solo buscan que les devuekvas el favor, por mi parte seguire valorando lo que me de la gana, voy a ver el desenlace de un relato que por el momento tieneun buen desarrollo
    Me he leído del tirón la primera parte, muy entretenida. Con detalladas descripciones gastronómicas al estilo de Vázquez Montalbán. Voy por la segunda.
    a mi tambien me la sopla el ranking
    Aviso para navegantes: El último asalto estrellero que he sufrido me ha terminado de convencer de que el sistema del ranking simplemente no funciona, como me es imposible comentar sin valorar a partir de ahora no comentaré ningún relato, seguiré leyendoos y escribiendo, poco me conoce el que cree que con un ataque friki/kamikaze detrás de otro me va a detener haciendo algo que me gusta como es leer y escribir, lo lamento por la gente que he conocido aquí y con la que vale la pena intercambiar ideas e impresiones, pero si no creo en el ranking creo que no debo participar en él. El que quiera comentar que lo haga, como siempre gracias, pero no esperes que responda, nos leemos, un saludo.
  • Aquella fría tarde de enero Sebastián el farero caminaba, perdido en sus propios pensamientos, encorvado bajo el peso de su repleto petate, por el largo y recto camino que unía la pequeña población costera con su casa

    Un microrelato por puro entretenimiento

    En 1714 Isabel de Farnesio viajó desde su Italia natal hasta España para convertirse en la mujer del rey Felipe V. Se encomendó su traslado por mar a una escuadra bien armada para su protección durante el viaje, pero el viaje duró sólo un día de trayecto tras el que los barcos que la transportaban la dejaron proseguir por tierra. El motivo de tan corto trayecto no se conoce a ciencia cierta, en este relato fantaseo sobre cual pudo ser el motivo aprovechando para hacer un relato marinero que ha salido un poco largo pero que espero que os guste, sobre todo si os gusta el mar y los tiempos en que solo los veleros lo surcaban.

    En un arranque de testosterona decidí que aquella situación era insostenible, aquel cuadro llevaba ya demasiado tiempo escondido detrás de una puerta

    Visitar África es volver seguro con un buen montón de recuerdos inolvidables

    Por lo menos para sonreir un poco y al Cielo pongo por testigo que esto me sucedió de verdad la otra tarde.

    Las cosas más cercanas y aparentemente inofensivas pueden esconder armas mortales en manos de quien sabe utilizarlas. Conclusión.

    Las cosas más cercanas y aparentemente inofensivas pueden esconder armas mortales en manos de quien sabe utilizarlas. El relato se alargó un poco y lo he dividido en dos para que si a alguien le aburre la primera parte pueda ahorrarse un buen rato de lectura en la segunda.

    El dolor de las personas a las que quieres puede más insoportable que el propio

    "Si utilizas al enemigo para derrotar al enemigo, serás poderoso en cualquier lugar a donde vayas.". Sun Tzu. El arte de la guerra. Un viaje reflexivo al mundo de los malvados quizá nos ayude a erradicarlos, conocerlos no es juzgarlos ni justificarlos, sólo es ver el mundo desde su óptica.

  • 27
  • 4.57
  • 209

¿Algo sobre mi?, la pregunta se las trae. Definirme a mi mismo no es plato de mi gusto, siempre he pensado que me tengo algo de manía y eso que no me he hecho nada malo. Pero creo que para contestar a una preguntal tal, lo mejor es leer un poco lo que escribo, tenme paciencia por que suelo empezar flojeando, pero cuando cojo impulso me podrás reconocer escondido entre las lineas que escribo.

Tienda

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta