cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Los perdedores. Emma 4
Drama |
23.07.13
  • 4
  • 1
  • 1495
Sinopsis

Emma ha llegado al punto de no retorno. ¿Dónde está lo que un día fue? ¿Dónde está la chica de pelo negro feliz y con una 120 B que se quería comer el mundo? Es una chica que echa de menos pero es una chica todavía más rencorosa en el fondo de su ser.

Se encontraba sentada en el abrigo del portal. No se oían pasos en el interior del bloque y tampoco había luz suficiente a pesar de ser las tres de la tarde. Por un instante recordó los primeros años con Carlos. Los años en los que era feliz y el amor  no era monotonía. Se preguntó después el por qué de su relación. Había intentado cortar con él varias veces pero algo aún mayor que sus enfados y rabietas la habían hecho retroceder, ''uno ya se harta" se dijo a sí misma. De repente un vecino con bigote y pelo canoso que bajaba a la calle abrió la puerta, Emma recordó a Richard Gere en Pretty Woman, pero aquel señor ni era rico y supuso, tampoco contrataba prostitutas, aunque Emma tampoco se hubiera asustado por ello, pues más de una vez, el apetito sexual de su pareja y el suyo propio los habían llevado a contratar uno para probar cosas nuevas, pero Emma no las contrataba por eso, sino por el hecho de probarse así misma y probar nuevas experiencias. 

- Perdone, he venido a ver a una amiga. Se llama Carolina González, ¿sabe si puedo encontrarla aquí? 

-Sí, sí vive aquí en el tercer o cuarto piso, no estoy muy seguro. Nunca acude a las juntas de vecinos, y eso que hay pocas, pero paga las cuotas de la comunidad religioamente y siempre da dinero de más para que el edificio se mantenga en silencio, dice que le gusta la tranquilidad. 

-¿Sabe si el portero tiene la llave de su apartamento? Es que quiero darle una sorpresa, ¿sabe? 

-No, no creo que la tenga, como puede ver no tenemos portero...

-Oh! No me había dado cuenta... Bueno de toda maneras gracias por ayudarme, es ustad muy amable...Un placer. 

Acto seguido subió de dos en dos las escaleras, pero llegando al primer piso tenía puesta la mano en el pecho y sintomas de fatiga. El asma estaba volviendo. Se sentó un momento en las escaleras y comenzó a llorar. Desde que Sara se fue su vida estaba patas arriba, su mejor amiga se había ido por su culpa, su novio prefería a la traicionera en vez de a la traicionada y todo a su paso era oscuridad. Cortar o no cortar con Carlos? ¿seguir o no seguir estudiando? ¿Embarazada o no?. Entonces oyó sus pasos tras de sí. Los reconocía como si fueran los suyos propios y entonces comprendió que había encontrado a su alma gemela, la persona con la que, por eso mismo, nunca había querido tener nada. 

-Esteban dime que...

-No, no está. 

-¿Dónde está entonces? Hijo de puta...

Corriendo escaleras abajo con Esteban a su espalda, Emma salió del bloque y se metió en el coche, no necesitó ni un segundo para dudar de Sara, parecía que llevaba en la sangre el dudar y odiarla así, con tanta furia, con tanta rabia, pero Esteban, que sabía atar cabos perfectamente, recordó que antes de encontrar el cartel en el instituto, Daniel le había dicho que echaba de menos a Sara y que probablemente nunca nadie le había entendido mejor. Por entonces no supo lo que Dani había querido decir y aunque ahora no le encontrase demasiado sentido, sabía que carrtera había que coger. 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Soy estudiante. Me gusta viajar, los idiomas y la música rock. Escribiendo estos relatos mi intención es desahogarme y mejorar mi técnica de escritura.

Tienda

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta