cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

1 min
MAGIA BLANCA
Poesía |
14.12.13
  • 5
  • 1
  • 762
Sinopsis

Puede, en fin, que se caiga lo peor de nosotros y que por detrás nadie se agache a recogerlo,

 Puede ser que algún día se acabe todo esto,

 puede que algún hechizo pulverice los lunes,

 que cuatrocientos trasgos nos roben, trozo a trozo,

 el miedo y la miseria, y, a lo mejor, el odio.

 Puede que algún vestido me regale tu espalda

 y que, después de todo, sobre el tiempo algún día

 y falte la esperanza porque ya no haga falta.

 Puede ser, por qué no, que nos volvamos locos

 y corra la justicia en lugar de la sangre,

 que algún druida recoja el huevo de la víbora

 y esta vez lo termine pasando por el agua.

 Puede que algún estúpido equivoque los nombres

 y llame robo al cambio o insulto a la limosna,

 delincuente al que manda y pecador a Dios.

 Puede, en fin, que se caiga lo peor de nosotros

 y que por detrás nadie se agache a recogerlo,

 que entres en mis sueños sin que nadie te empuje

 o me esperes ahora sin que yo te lo pida.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Me siento honrado de ser el primero en comentar este estupendo poema. Tu dominio del lenguaje poético es magistral y los versos que pusiste en la sinopsis no tienen desperdicio. Un aplauso
  • puede esperarse que un mal día ocurra algo, lo que es más difícil de aceptar es la imposibilidad de saber lo que ha ocurrido.

    Puede, en fin, que se caiga lo peor de nosotros y que por detrás nadie se agache a recogerlo,

    Yo como galletas. Con moderación. El médico me dijo que podía comerlas, así que yo las como. Dos al día.

    Cuando alguien, sabe Dios por qué imperativos económicos, morales, religiosos, sociales o, al fin, por la propia fuerza de las cosas, se ve impelido a comunicar cualquier materia a esta tropa presa, por lo demás, de la más ardiente dispersión física y mental, los resultados son con frecuencia el sueño de cualquier guionista afín al surrealismo.

    El recuerdo, el elixir dorado que resulta de destilar el tiempo, de estrujar nuestra vida, nuestros momentos en la prensa inexorable de nuestra memoria, para al fin extraer unas gotas, unas pocas, algunas muy amargas

    Siempre queda el último segundo

    La pequeña historia de un reencuentro imposible.

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta