cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Entre palabras, venenos y carencias
Reflexiones |
15.02.14
  • 4
  • 8
  • 1046
Sinopsis

Nunca tuvo sentido mendigar un beso, reclamar cariño o suplicar atención...

Quien fuera pájaro para poder ser libre y volar a cualquier otro lugar cuando las cosas se ponen feas, cuando el tiempo empeora, cuando comienza la tormenta, cuando ya poco se puede hacer en ese lugar...          
A priori puede parecer una huida cobarde, pero cuando los días caen tan rápido como las hojas de un árbol en otoño y nada cambia a pesar de los esfuerzos, es que probablemente ya no merezca la pena seguir desperdiciando más estaciones.       
Lo negativo de que las cosas marchen bien es que no suele aprenderse nada... por el contrario, todo comienza a  enfocarse y a cobrar sentido, cuando van mal. Entonces comprendes que es un error confundir amor con cariño, amistad con afecto o felicidad con comodidad...
Y sin remedio comienzas a envenenarte, culpando al que no te ama como deseas, a la que no te consuela cuando lo necesitas, a los que no te valoran como mereces, ... Y así, sin remedio, comienzas a escribir, a disparar letras al vacío como única vía de escape, para ya no envenenarte más. Para por fin ver que quizá la pieza de puzzle que no cuadra eres tú y que nunca tuvo sentido mendigar un beso, reclamar cariño o suplicar atención. Y así entre palabras, venenos y carencias observas como la naturaleza continúa aprobando en sabiduría al ver esas aves volando en formación hacia un futuro mejor y te planteas: ¿Por qué no hacer yo lo mismo?

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Ante todo gracias por el comentario que me hiciste en vale la pena, es un alivio saber que no estamos tan solos en este tipo de reflexiones.Me siento identificada con lo que escribes, la libertad lo es todo.Saludos.
    quien fuera pajaro es verdad
    No puedo entender a los que tienen miedo a volar, en tu reflexión querrías volar hacia un futuro mejor y me parece estupendo, si no puedes volar físicamente es bueno que tus letras levanten el vuelo por ti como bien has hecho en esta ocasión, con este pensamiento que es casi un poema, un saludo.
    Noseque, cuando una a veces sólo se desahoga a través de palabras anónimas, los comentarios siempre son bienvenidos, es una manera incluso de sentir compañía. Los envenenamientos suelen ser más bien de cosecha propia ;) Edgardo, uno no siempre hace lo que quiere, uno no siempre puede... De ahí las ansias de libertad. Gracias chicos por la compañía! Saludos a todos!
    Muy buenas reflexiones, Pero no se necesita ser pájaro para ser libre Muchas veces es el temor a perder lo que tenemos y otras el temor a lo desconocido. Libertad no es hacer lo que queremos, sino saber que podemos hacerlo. Saludos
    Palabras que salen de muy adentro y tus ojos ven como los míos. Un abrazo libre como las aves.
    Muy curiosa y personal reflexión Mystic Selene. Saludos.
    Interesante reflexión, la escritura seguro que es una salida, o una entrada, no sé, si bien al publicar y someterte a los comentarios "anónimos" se corre el riesgo de entrar en los envenenamientos que comentas... Te quedó muy bonito. Saludos
  • Y fue besarte dulce y lento, beber e impregnarme de ti hasta allí adentro, lo que me llevó a esta locura, para la cual por más que intento no encuentro cura.

    Apoyé mi cabeza sobre su pecho, a través del cual aún escuchaba el pálpito de su corazón y así quedamos durante un rato, abrazados y con nuestros pies enredados, ahora volviendo a escuchar la música de fondo y disfrutando del aroma de la habitación, mezcla ahora de vainilla y sexo.

    Nunca tuvo sentido mendigar un beso, reclamar cariño o suplicar atención...

    Uno no se da cuenta de lo solo que está hasta que se ve paseando solo entre la multitud...

    No haremos el amor, él nos hará...

    Si eres para mi, tarde o temprano te tendré entre mis brazos.

    Escribir nos salva... Nos salva de la amargura, de la monotonía, de la depresión, de la opresión...

Busco palabras que no tengan miedo de mi...ॐ

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta