cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
pelea!
Reflexiones |
18.03.11
  • 4
  • 5
  • 3685
Sinopsis

Una pelea de dos viejos amigos

 

Ahora te encuentras peleando con ese viejo amigo del que hacía dos años que no sabías nada. Tú sólo ves violencia en la tele y en las películas que te descargas de Internet. Pero la sangre que mana de las paredes interiores de tus mejillas sabe dulce de verdad. Le echaste en cara que rompiera tu jarrón y él aún  no entiende como pudiste repudiarle por romper un puto jarrón lleno de ceniza. Ahora él está realizando el deseo que venía albergando desde hacía años. Él quería darse de hostias contigo. El disfraz de niño bueno y cordial de saludo y sonrisa de anuncio de dentrífico se va a tomar por culo cuando comienzas a darle hostias a alguien. Comprendes que el elixir de Doc. Jeckyll era su ira licuada. La rabia aún es mayor al ser consciente de que él está disfrutando con eso. Disfruta haciéndote daño. Le intentaste hacer comprender que a algunos objetos aparentemente insignificantes se les dota de un  valor especial cuando participan de algunas vivencias transcendentales. El lo comprendió a medias. Si bien es un romántico sólo comprende lo que él puede sentir. Nada más. Le echaste en cara su ceguera y su egoísmo. Y estalló la ira. Sentiste los nudillos de su puño izquierdo hundirse en tu mejilla derecha. Ahora los tuyos están llenos de la sangre que mana de su nariz. Os estáis poniendo guapos. Te gustaría preguntarte cuándo va a acabar todo ésto, cómo acabará , si harás las paces con él, pero la parte de tu cerebro que se cuestiona esas cosas ahora está anulada. Por el contrario, te sorprendes al verte empuñar con tu mano diestra la botella de vino medio vacía que os habíais estado bebiendo en la ceremonia de arreglarlo todo y hacer las paces. También te sorprendes posteriormente al verte estrellar violentamente la botella en la parte izquierda de su cráneo. Te sorprendes al verle caer inerte sobre ese sofá revestido de franela verde que tanto te gusta. Te sorprendes al ver brillar ese líquido negruzco sobre la franela. Te sorprendes al observar ese cuerpo inerte. Te acojonas al intuir que has matado a tu amigo, y te sientes tremendamente absurdo delante de la muerte. No piensas nada más.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 290
  • 4.14
  • 656

Tan solo una sombra de camello sobre la arena

Tienda

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta