cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

2 min
Pequeños pedazos de corazón.
Reflexiones |
21.11.14
  • 4
  • 5
  • 348
Sinopsis

La cordura se pierde cuando se asume la verdad.

Yo solía soñar con que me precipitaba por un barranco, y en lugar de chocar contra el suelo y hacerme pedazos, podía sacar mis alas y volar alto.

Ahora el mundo es gris, no existen los sueños, y mucho menos la esperanza. Todos caminan cabizbajos, esperando su momento; eso puedo interpretar cuando me miran o les observo.

He creído tantas veces que mi sueño se haría realidad.. No dejo de chocar contra el mismo cristal. No va a suceder, y aun por muy sabido que lo tenga, no quiero ceder y rendirme ante tal posibilidad. Y por posibilidad me refiero a que, quién sabe si algún día volaré..

Obsesionada con mi creencia, quizá perdí la objetividad. Perdí los estribos, me dejé llevar. Pero es que deseaba tanto poder hacer mi sueño realidad, que nada tenía importancia para mí. Fantaseaba con la idea de encontrarme dos enormes alas blancas a mi espalda, orgullosamente alzadas y preparadas para volar; ver el mundo desde el cielo, los edificios pequeños, la gente mirando hacia arriba y no podiendo creérselo.. 

Soñaba, soñaba y soñaba.. Mas no se cumplía. Tantas veces quise saltar por la terraza, comprobar si de verdad sucedía. La tentación era angustiosa; hubiese caído desde lo más alto de un acantilado con la esperanza aferrada a mis manos, y hubiera sido en vano. Sin embargo, pretendía seguir soñando. Y ese sueño, se convertía en mi herida abierta, la cicatriz que jamás sanaba; una reprimenda contra mi vida humana.

Una vida incompleta sin mis alas.

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Gracias, Lalo Barker.
    Los puntos suspensivos incompletos no demeritan en nada la calidad de estas letras... Felicidades LilyaRS, muy intenso relato.
    Poner los puntos suspensivos completos o "incompletos" no le quita lo que es la lectura. He visto varias veces dos únicos puntos suspensivos en ciertos textos, y no es algo obligatorio, porque no creo que lo desvalorice. Un saludo.
    Esta muy bonito, pero escribe los puntos suspensivos completos... Saludos.
    Quién no sueña con esas alas que te salven en el último momento
  • Que duele, sólo lo sé yo.

    A veces cae la tormenta sobre aquellos que merecen el sol.

    Un amor considerado imposible, con una inmensa distancia de por medio.

    La cordura se pierde cuando se asume la verdad.

  • 4
  • 4.25
  • -

Simplemente, yo.

Tienda

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta