cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Piedras y coraje
Reflexiones |
21.10.13
  • 5
  • 1
  • 1048
Sinopsis

Una vez, alguien me enseñó a ver la vida de una forma un poco más mágica.

Esa persona, de amplia y bella sonrisa, era una contradicción en sí misma. No era optimista. De hecho jamás creyó ninguno de los halagos que recibió en su vida. Pero podía subirte a los altares del Olimpo solo con una mirada de complicidad.

 

Cuando yo era pequeña y mis padres me llevaban de excursión a la montaña o a la playa, me dedicaba a mirar el suelo. Cogía piedras, conchas, chapas… cualquier cosa que me parecía bonita o merecedora de estar en mis manos y bien guardada en mi cuarto. Pero lo tiraba, porque me decían que no podía coger basura del suelo.

El otro día hablé con esa persona, y me invadió una sensación extraña, a la par que entrañable. Mágica. Me enseñó un puñado de piedras. Cualquiera habría visto piedras sucias e inservibles, pero yo vi piedras preciosas escogidas especialmente, no al azar. “¿Nunca has estado en la playa y te has parado a buscar piedras? Hay muchas piedras, de diferentes formas, colores, tacto y tamaños. Hazlo. Busca y quédate con las que más bonitas creas. Es relajante y cuando tengas todas las que necesites, tendrás un recuerdo.” Y no se equivocaba en absoluto. Él, con sus piedras en la mano, las miraba y sonreía recordando aquel viaje a Cadaques donde consiguió aquel puñado de símbolos personales. Sinceramente me emocionó encontrar a alguien que compartiera esa visión. Escoger algo insignificante y darle significado.

Luego me enseñó un papel. “Coraje” ponía. “El otro día vi un anuncio colgado en la calle. No era un anuncio donde se buscara compañero de piso, ni señora de la limpieza. En el anuncio ponía  <¿Qué necesitas?>, y había ya muchas respuestas arrancadas, donde la gente escogió aquello que necesitaba, aquello que le faltaba en su vida. Amor, Amistad, Seguridad, Libertad, Esperanza… Pero quedaban tres. Fuerza, Coraje y Salud. ¿Cuál habrías escogido tú?”

Él, escogió coraje. Salud ya la tenía. Fuerza, no la veía necesaria. Coraje. Coraje para hacer todo aquello que se proponía, pero por miedo o indecisión no llegó a hacer. Coraje por esas veces que quiso decir algo, y no lo hizo, perdiendo la oportunidad. El tiempo pasa, y quien tiene planes pero no tiene coraje, no cumple su propósito y se adapta a lo que tiene. Pensé por un momento qué necesitaba yo. ¿Salud? Estaba perfectamente. ¿Fuerza? ¿Física? La verdad, no le pregunté a qué tipo de fuerza se refería aquello. Pero escogí coraje. Coraje para superar todos los obstáculos que se me presenten en mi vida. Cuando alguien tiene un problema, hay que tener la fuerza, sí, pero también el coraje suficiente para superar cualquier reto. Hay que atreverse, o de lo contrario, si no lo haces te pasarías el resto de tu vida preguntándote qué habría sucedido si hubieses tenido las agallas de hacerlo, pero no lo hiciste.

La fuerza la tengo. Y puedo asegurar que la tengo. Y estoy aprendiendo a tener coraje, pues gracias a esa combinación puedo conseguir todo lo demás. Lucharé con Fuerza por cada caída con la Esperanza de volver a levantarme, y sé que lo conseguiré, porque tendré Seguridad en mi misma. Encontraré la Amistad, dure lo que dure, pero podré decir que en su momento tuve unos amigos maravillosos. Algunos se irán para siempre, otros perdurarán en segundo plano, otros me acompañarán en mi camino, pero todos me habrán enseñado algo. Encontraré el Amor, por supuesto que lo encontraré. También será efímero quizás, verdadero aparentemente, quién sabe si eterno. Pero todo lo habré conseguido gracias al Coraje de haber decidido ir por los caminos que yo he elegido en mi vida. Hay veces que el camino se bifurca, y no se sabe exactamente cuál hay que elegir. ¿Quieres ser feliz?  Elige un camino y ve. Nunca un sendero es malo, recoge las piedras del camino, las flores más bonitas que encuentres y guárdalas. No recordarás el barro que pisaste o las zarzas que había, si buscas pacientemente y recoges esos detalles que a ti te parecen adecuados para guardar en el recuerdo.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • El coraje es un regalo que todos como individuos deberíamos de permitirnos tener. Sin él no vas a ningún lado, con él, lo imposible se intenta, y lo consigas o no, ganas confianza y la satisfacción de saber que para la siguiente cuentas con él. Felicidades.
  • Odio que aparezcas, pero se agradece la visita.

    Quizás alguna vez te hayas sentido así. A mí me ha pasado y la verdad es que, es una sensación que me descoloca demasiado.

    Micro-relato.

    Tan sólo un pensamiento. A pesar de tener ideas contradictorias en mi cabeza, esto es lo mejor que lo he podido explicar. ¿Perdonar o no? ¿Es una locura hacerlo o es algo que vale la pena?

    Nunca prometo nada, porque hay cosas que no sabría cumplir. Pero una noche me dijiste que ojalá algún día alguien pensara así de ti. Podría decir más de lo que ahora leerás, pero no quiero que te asustes demasiado. Disfrútalo.

  • 18
  • 4.56
  • 141

No hay mucho que contar. Mis relatos suelen expresar lo que vivo, siento y opino. A través de ellos hablo sobre mí. O sobre él o ellos...

Tienda

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
10.03.20
13.08.19
Encuesta
Rellena nuestra encuesta