cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

5 min
¿Quién mandará en el mundo?, de porqué la humanidad teme a los extraterrestres.
Reflexiones |
06.06.21
  • 5
  • 1
  • 409
Sinopsis

Algunas reflexiones sobre las consecuencias que pueden aparejar para la humanidad el informe que publicará el Pentágono, en pocos días, sobre la temática OVNI.

Motiva esta breve reflexión la circunstancia de que, a la brevedad, el Pentágono deberá desclasificar una serie de archivos y documentos vinculadas con la temática OVNI y, más allá de las innumerables especulaciones que pueden realizarse en torno a ello, las cuales circulan ampliamente en foros de internet y redes sociales, vale la pena preguntarse por qué el ser humano tiene tantos prejuicios y temores vinculados a esta temática.

Las hormigas no parecen especialmente preocupadas por nosotros, los homo-sapiens sapiens, los simios tampoco, pero nosotros, al parecer, negamos toda posibilidad de que exista una civilización que nos supere tecnológica o técnicamente. Existe una particularmente extraña tendencia del ser humano a ser necio, pues a pesar de estar dotado de una notable inteligencia, simplemente, niega toda aquella concepción que lo saca de su zona de confort.

¿Y cuál es esa zona de confort?, simple: que el mundo está en manos de la humanidad, no importa si un grupo de multimillonarios toman decisiones arbitrarias que esclavizan solapadamente a más del 99% de la población, lo importante es lo conocido, sin importar que ello implique entregar la propia vida o la libertad, porque, en todo caso, el amo nos es familiar y no causa temor.

Pero no ya si naves nodrizas surcaran los cielos en forma pública y notoria, sino que, simplemente, que las “autoridades”, esas viejas cajas bobas de burócratas que dicen representar a las poblaciones humanas, simplemente, se limitaran a admitir que esos objetos que se pasean por el cielo terrestre son reales, eso solo, ya debería generar “alarma” suficiente, pero, ¿alarma por qué?

Porque el ser humano ha preferido no salir nunca de su periferia, no atreverse jamás a explorar, seriamente, aquellos horizontes que conllevan una aventura a lo desconocido. El ser humano prefiere el moho de lo conocido.

No existen debates serios en donde se hable de qué papel debería jugar el ser humano de descubrirse, a mediano o corto plazo, que éste no se encuentra en soledad en el cosmos. Y ello no es menor, pues sacando algunos filmes de ciencia ficción, la gran masa de la población, raramente, reflexionará sobre estos menesteres.

¿Cómo podremos debatir en forma madura y adecuada la posibilidad de integrar una Federación Galáctica, si ni siquiera nos hemos hecho la pregunta de qué posición es la nuestra en el cosmos?, piénsese en la posibilidad de que nuestra civilización sea invitada a formar parte de una gran comunidad estelar. Llegaríamos con muchísimos problemas a la discusión, simplemente, por lo haber preguntado, antes, cuestiones elementales previas.

Seguramente leeré la mente de muchos de los lectores, que dirán que estoy loco o que, simplemente, soy un nerd friqui que ama estos temas. Ni una cosa ni la otra. Galileo casi fue quemado en la hoguera por decir que la Tierra no es el centro del universo y que, en todo caso, es el Sol el centro de la galaxia y no nuestro planeta. Los contemporáneos de los visionarios siempre llegan tarde al debate de las grandes ideas, pues sus propios prejuicios nublan su vista.

Aquí va el primer mito que debe romperse: que el tema OVNI es sólo ciencia ficción y que sus estudiosos son locos friquis que no deben tomarse en serio. Suponer lo contrario es ponerse en la misma posición que la Iglesia con Galileo, sólo que en estos tiempos y con otra temática.

Para pensar el tema OVNI se debe afrontar, con valentía, la posibilidad de que los interlocutores tengan prejuicios respecto de quienes defienden la postura vinculada con la realidad del fenómeno, y atreverse a pensar, sin tapujos ni dobleces, sin términos “políticamente correctos”.

La humanidad está abandonando su pubertad, eso siempre genera una crisis, por ello ocurre lo que está pasando, el Pentágono admitirá la realidad del fenómeno en pocos días, se podrá discutir su alcance, si es más o menos limitado, pero abrirá a una ampliación de la discusión para incluir a aquellos escépticos que, con una visión nublada por prejuicios, niegan su realidad, pero ya no podrán hacerlo.

Se debatirá largo y tendido. La humanidad, tarde o temprano, descubrirá que no está sola en el universo –estadísticamente, la inmensidad del mismo deja a las claras lo altamente improbable que es que sólo la humanidad sea la única forma de vida inteligente-, el ser humano teme que su mundo ya no esté en sus manos, porque aparecen nuevos actores, más avanzados en múltiples facetas, que nos obligarán a replantearnos muchas cosas y aspectos de nuestra existencia.

El ser humano teme a los extraterrestres, porque estos lo invitan a dejar su pubertad y lo llaman a crecer. Es hora de dejar la zona de confort.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Me gradué en la Facultad de Derecho de la UNLZ en 2004, cursé la especialización en derecho penal en la UBA y presto servicios en el Poder Judicial de la Provincia de Buenos Aires, Argentina. Tengo algunos libros publicados de mi especialidad. Soy amante de la filosofía y de la buena lectura. Me agrada incursionar en la literatura, me parece un medio fantástico para reflexionar sin siquiera darse cuenta de ello. Hoy en día, desconfío de toda autoridad erigida y veo, con cierta claridad, que el "orden social" solo sirve a algunos y esclaviza a muchos más. Lucho, pero lucho una batalla que no puedo ganar solo...

Tienda

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta