cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

3 min
Sin piedad
Drama |
06.12.17
  • 4
  • 1
  • 45
Sinopsis

A veces la vida se muestra imprevisible y de una dureza cruel.

El andar de Jessica es duro y lascivo, un punto canalla con vaivén de barca, tiene la sonrisa marcada de las que la ven venir, sus ojos miran y escudriñan, tiene el parpadeo de treguas largas, los brazos le acompañan sin movimiento, el pelo trenzado, las tetas firmes y los tacones en cuña. Lleva grietas internas que se le abren un poco más cada día. Tiene el aliento de perra vieja aun siendo joven. Si la ves venir hazte a un lado, más te vale. Deambula o camina, sólo ella lo sabe o ni tan siquiera, pero aparece allí, donde está José, a quien ve en la distancia, sus resortes funcionan, el resto hacia él es un paseo de torero, se le ralentiza el paso, se le enaltecen las nalgas, saca pecho y dos medias cerezas duras sobresalen de su camiseta. El otro se ensimisma, la que viene tiene talla. Abrigado con su buen chaquetón de piel el frío externo es de la otra, su zapatos hacen brillos desde lejos, el rolex de acero y oro que lleva marca en silencio un tiempo del que dispone. Se acorta la distancia, el vaivén de ella se hace más pronunciado y evidente, la mirada de él más aguda, más impertinente, algo salvaje. A su altura, la joven le mira de pasada pero marca una intención, ahora es hembra toda, la canalla se le esconde en las entrañas. Ella tan sólo le sobrepasa unos metros ya percibe su gesto interesado. Un aullido le sale desde dentro, la pieza se mueve tras de ella, sus zapatos de piel suenan detrás con firmeza, el baile de sus nalgas se acrecienta, ya tiene flujos de veneno. Le es fácil encontrar su espacio, un hueco tan sólo le es suficiente, se desvía y le espera, José se la encuentra de forma sorpresiva, Jessica le entra de primera - Hola, guapetón, tarda en llegar una respuesta, de pronto él se ha dado cuenta de que la gata tiene mirada de pantera. En un momento, el suficiente, la uña de acero afilada (a modo de dedal), rebana limpiamente la vena grande de su cuello, la que ella bien conoce. El espanto surge al compás de la sangre impelida, el rojo se abre y expande, ni un grito se le oye, se lo ha tragado el propio miedo, la mira desolado. Ella no sabe que él acaba de volver, que se ha encontrado de nuevo con su España (la que dejó con tristeza hace diez años), que dentro de tres horas tomaría el avión que le llevaría a casa, como explicarle si la vida se le va, como pedirle ayuda a su verdugo. Si es por dinero todo se lo daría a cambio de su vida. No sabe tampoco, que el dinero ya no tapa las grietas de la chica.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Está bien. Quizá sobran los detalles sobre la situación de él, porque todo está orientado desde el punto de vista de la chica y sus misteriosas pero sugerentes grietas (un hallazgo). Hay una frase rara: "...se le ¿enaltecen? las nalgas...". Ese verbo significa ensalzar y es transitivo. El uso en reflexivo choca. Pero bueno.
  • Un manjar que requiere de una atención especial y un cocinero dispuesto a que sea valorado adecuadamente.

    Una pequeña lagartija me hace entrar en reflexiones.

    Una joven disfruta en libertad sus vacaciones en la playa bajo la atenta mirada de un hombre maduro.

    A veces la vida se muestra imprevisible y de una dureza cruel.

    Un encuentro nada casual pero que abre un horizonte lleno de sensaciones nuevas e imprevisibles.

Me encuentro en ese estadio temporal que viene a denominarse tercera edad. Estoy satisfecho de los dos anteriores y ahora intento darle a éste consistencia para alcanzar el cuarto con el ánimo y la entereza necesaria. Espero que la ilusión esté siempre presente.

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta