cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Sueños vívidos
Reales |
13.01.18
  • 0
  • 0
  • 332
Sinopsis

Desde niña no había vuelto a tener un sueño vívido. No supe que tenía ese "don" hasta  hace unos años, cuando vi un documental en La 2 en el que varias personas narraban ser conscientes de sus sueños y poder controlarlos. 

De niña tenía dos pesadillas recurrentes que, con el tiempo, conseguí transformar en sueños placenteros. No conseguí controlar lo que ocurría en estos sueños hasta que fui capaz de dominar el terror que me causaban. Cuando por fin lo hice, no con poca ansiedad, poco a poco fui logrando hacerme con ambas situaciones, afrontándolas en cada sueño con pequeñas variaciones, cada vez más atrevidas. Muchas noches, me acostaba deseosa de repetir la experiencia para probar alguna nueva estrategia. De hecho, a veces, cuando algo en el sueño no funcionaba del todo como yo quería, me despertaba para buscar alguna alternativa y me volvía a dormir para probarla en un nuevo sueño. 

Durante años pensé que había soñado aquellos sueños pero no, esos sueños existieron y anoche volví a tener uno de ellos. ¡Dios! ¡Qué bendición más grande poder vivir los sueños!

Soñé que estaba con la persona con la que más deseo estar en este momento y desde hace ya algún tiempo. Es todo una paradoja porque es alguien a quien no conozco pero a quien veo; veo su alma, le reconozco y... Dios, ¡es tan bello! Le veo nítidamente, como le ví ayer en mi sueño.

He de decir que había soñado con tener ese sueño y que jamás pensé que sería como fue. A pesar de ser consciente de que era un sueño y de poder decidir casi todo lo que iba aconteciendo, fue mucho más tranquilo (y menos intenso) de lo que pensé que sería nuestro primer encuentro. ¿Será posible que una sea más tímida y prudente en un sueño que en su vida real? Quizá, como cuando era una niña, me aterrorizó tanto la situación que me bloqueé. Quizá, simplemente, fui más lista y, sabiendo que era un sueño, no quise dejarme el alma sabiendo que en un rato me despertaría y todo habría sido eso, sólo un sueño. Que él no estaría y, lo que es peor, que probablemente nunca vuelva a tener ese sueño...

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 6
  • 4.5
  • -

Estoy jodido y radiante quizá más lo primero que lo segundo y también viceversa. (M. Benedetti)

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta