cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

4 min
A MERCED DE MI MEMORIA
Suspense |
11.01.18
  • 5
  • 4
  • 115
Sinopsis

Este también es de mi anterior cuenta. Lo escribí sobre la marcha como ya sabéis que suelo hacer. Lo he retocado algo, pero tampoco demasiado.

Mientras navego por internet me llega un mensaje de whatsapp; es de una tal María que aparece misteriosamente en la agenda. No recuerdo haberla agregado nunca e intento pensar durante unos minutos, pero no saco nada en claro y me muerdo nervioso el labio inferior. ¿Quién será? Quiere verme y yo le digo que no la conozco de nada, que quizá se haya equivocado de persona. Ella responde que es por mi enfermedad acompñado de un emoticono sonriente. ¿Enfermedad? Me envía otro mensaje en el que manifiesta su inquietud por mí estado y que viene hacia casa. ¿Pero sabe dónde vivo? Busco por todos lados para hallar alguna pista que me ayude a desvelar la identidad de María, pero no encuentro ninguna información al respecto y no sé qué puedo hacer. El sonido de una puerta abriéndose interrumpe mis pensamientos, alguien esta entrando desde la calle. ¿Será que esa loca tiene llaves?, ¿pero cómo? Me escondo tras la puerta de la cocina y la dejo entornada, esperando y observando por la rendija a que pase. <<¿Estás por aquí cariño?>> pregunta ella como si viviera en casa y yo salgo con sigilo, me coloco detrás y la inmovilizo con una llave por el cuello.

─¿Quién coño eres y por qué tienes un juego de llaves de mi piso? ─pregunto y aflojo un poco para que pueda hablar.

─Salimos juntos. No lo recuerdas porque te ha vuelto a pasar. Tu enfermedad, la memoria que te priva de tus recuerdos. Suéltame por favor y te lo contaré todo ─yo me dejo arrastrar por la curiosidad para permitirle exponer su explicación. Quiero divertirme un rato antes de quitarle las llaves y echarla a patadas.

─Bien, empieza ─invito yo despés de soltarla. 

─Es tu memoria, no recuerdas nada debido al accidente de coche que tuviste hace unos meses. Cada cierto tiempo y de forma aleatoria pierdes el recuerdo de una persona, un acontecimiento, un lugar. Hoy me has olvidado a mí, quizá mañana sea tu nombre, o tu fecha de nacimiento, o varias cosas a la vez. Yo estuve en la misma habitación que tú por otro motivo y ahí entablamos una bella amistad que con el tiempo se convirtió en algo más. Mira esto.

Me enseña unas fotos en las que ambos salimos besándonos, riendo y abrazándonos y yo no puedo dar crédito porque no recuerdo nada, pero quizá ese sea el problema. Además, tiene las llaves de casa y fotografías así que supongo que... bueno, algo tendrá que significar. Ella se  lleva las manos a la boca y echa a correr; para rematarme solo haría falta que me dijera que espera un bebé. Mientras está en el aseo me pongo a repasar el teléfono porque debe haber algo más, algo que escapa a mi razonamiento. Reparo en un correo entrante en la bandeja de Gmail y lo abro, es... un mensaje de advertencia acerca de María en el que la acusan de farsante. Aparentemente ella estuvo en la misma habitación en el hospital y se obsesionó conmigo al punto de querer hacerme creer una realidad que nunca existió aprovechándose de mi ausencia de recuerdos.  El nombre del remitente es Roberto Garcés, pero tampoco lo conozco de nada. Otra persona que se pone en contacto conmigo, ¿cuál de los miente? María termina en el cuarto de baño y vuelve para seguir con “su historia”

─Roberto, tengo algo que contarte ─Me ha llamado Roberto. Ese nombre... ¿será casualidad?

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Me gustó mucho
    La memoria a veces es traicionera y te puede meter en un lío. Se lee con interés y cierra bien con ese final abierto.
    Se hace interesante, hace vivir el misterio; pero la ortografía... por favor. La suma de los detalles logra la perfección. Saludos.
    Todo un misterio. Te tragaste algunas letras y palabras, pero está muy bueno. Abrazo.
  • Son tres partes que tenía en mi anterior cuenta. Está es la primera: http://www.tusrelatos.com/relatos/cartas-para-eulalia-i

    Esta texto lo tengo también en la pagina comunidad tus relatos de Facebook por si lo veis ahí. Texto basado ligeramente en la leyenda de "Sun Wukong"

    Son tres partes que tenía en mi anterior cuenta. Publicaré una por día. Esta la tengo en la pagina comunidad tus relatos de Facebook.

    Relato improvisado y sobre la marcha -como siempre- por eso puede existir alguna incoherencia. Es que soy mucho de empezar a escribir lo que se me va ocurriendo sin tener nunca una idea clara del final. El final sale solo a medida que voy escribiendo y luego es cosa de ir retocando cosas para corregir el texto.

    También lo tengo en la página comunidad tus relatos de Facebook con el titulo Mi primera citas en internet. Por si lo veis ahí. Cuando tenga más tiempo os voy leyendo.

    Lo tenía en mi anterior cuenta y creo que también lo subí a la página comunidad tus relatos, por si lo veis ahí.

    Nunca he estado en ese lugar y he tenido que investigar un poco para describir algo que se asemeje un poco con la realidad. Y aun así no sé si será todo lo fiel que podría porque no tenía ni idea. Además, es un relato improvisado y sobre la marcha -como siempre- que tampoco ayuda mucho y por eso puede existir alguna incoherencia. Es que soy mucho de empezar a escribir lo que se me va ocurriendo sin tener nunca una idea clara del final. El final sale solo a medida que voy escribiendo y luego es cosa de ir retocando cosas para corregir el texto.

    Es de anterior cuenta y lo tengo publicado también Comunidad Tus Relatos, por si lo veis ahí.

    Es de anterior cuenta y lo tengo publicado también Comunidad Tus Relatos, por si lo veis ahí.

    Muchos no podrían resistir y cometerían el delito. Relato improvisado y sobre la marcha -como siempre- por eso puede existir alguna incoherencia. Es que soy mucho de empezar a escribir lo que se me va ocurriendo sin tener nunca una idea clara del final. El final sale solo a medida que voy escribiendo y luego es cosa de ir retocando cosas para corregir el texto.

  • 82
  • 4.55
  • 317

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta