cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Cenicienta después de las doce
Reflexiones |
17.05.08
  • 4
  • 5
  • 4128
Sinopsis

Este texto quiere incluir su propia crítica (cosas del posmodernismo), así que:

“Se quiera o no, de forma deliberada o inconsciente, el resultado es el mismo: nos han enfrentado, es decir, nos han puesto como referencia inalcanzable, a un escritor de los de verdad, de los más grandes, de los que se pueden leer y releer sin agotarlo nunca: Joseph Conrad. La prudencia y el sentido común deberían hacernos desistir ahora mismo de este ingenuo experimento. ¿Vale lo mismo un hombre que otro? ¿Son comparables todas las vidas y todas las experiencias? ¿Se puede emborronar páginas sin conocer y asumir el legado de los maestros? Podríamos aducir, plañideramente, como hacen tantos, que no hemos venido a batirnos con auténticos gigantes, que esto sólo es un entretenimiento para las tardes de verano, que somos personas con tanto derecho como cualquiera a intentar expresarnos y a aportar nuestro grano de arena, que nadie es mejor que nadie y que en la república de la literatura deben imperar la democracia y la libertad. Lo hemos oído muchas veces en estas mismas páginas… y nos sigue sonando a lloriqueo de niño despechado. Seguir adelante se ha convertido en un acto de vanidad indecible. Dejarlo sin luchar sería arrojar una gota más en el pozo negro del silencio al que se nos condena. Mientras tanto, otros muchos, seguirán pasando por la vida “con los ojos medio cerrados, con oídos sordos, con pensamientos adormecidos”. Ahí al lado, muy cerca de nosotros, continuará el rebullir de los espíritus opacos con la inerte felicidad clavada en sus almas de piedra. La fiesta continúa después de las doce, cuando Cenicienta ya se ha ido. Los que no han llegado a conocerla son los verdaderos invitados. Seguramente, tras la medianoche es cuando se sirven los mejores manjares y el salón de baile se anima con las más alegres polcas y valses. Placeres que esa chica atemorizada no sabría apreciar y que, por el contrario, embotarán de delicias a los que se quedan. ¿Es un consuelo que el obtuso príncipe la siga enfebrecido? No lo creo. Esa chica debería buscarse un empleo, hacer su vida, y dejar la casa de su madrastra. Eso es lo que queríamos intentar. Con la ayuda de las hadas.”
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Muy interesante. Por qué, para qué se escribe? Eternas preguntas. Opino que no hay que matarse tanto buscando consuelo en las respuestas. Hay quien dice que, sencillamente, escribir se explica escribiendo, asî como el movimiento se explica moviéndose. Quise leer este texto, porque me pareciô muy atractivo el tîtulo y porque noto que eres alguien que (explicita o implicitamente) incluye su propia crîtica en lo que escribe , y eso me gusta. Te sigo leyendo.
    Me temo que hoy día Cenicienta estaría en su salsa después de las doce. Fuera zapatos de cristal y medias de seda, fuera molestos corsés y caras joyas de cristal virtual. Ahora ya no suenan los valses, la música maquina invade los rincones y el populacho enseña sus rotas sonrisas de dientes cariados en el frenesí de un nuevo día. Ni Conrad y menos aún Homero se citan en la fresca madrugada, tal vez, entre aullidos, algún Stephen King se atreva a explicarlo... pero eso sería tener mucha fortuna.
    Magia pura, tremendo intento de encantar la trivialidad. Muy bueno...
    tambien dijeron que la poesía era un arma cargada de futuro, pero el mundo sigue funcionando a su aire, ajeno a sus disparos. Asi que aqui cada uno dispara como puede, y relega a los dioses para los templos de culto, esperando que el invento un dia no haya sido patentado.
    Cinderella... ¿Escritores de fantasía y no fantásticos? No me considero un iluso por escribir, sino afotunado por tener la capacidad de expresarme y que me guste hacerlo, bien sea contando un cuento absurdo o escribiendo mis mas profundas reflexiones. Sinceramente escribiendo se mejora, hay algunos que nacen con el "don" llamemoslo así, y otros que nos superamos en casa texto, porque nos gusta y porque lo necesitamos, para mi esto es una droga jeje. Seguire escribiendo pues es lo que me llena, sabes la famosa frase que dice "las comparaciones son odiosas", no eres grande como los demas, poque los demas no son como tú. Sigue escribiendo, porque solo así eres libre, de volar entre sitios inventados, frases increibles o palabras mágicas.
  • Para hacer compañía a los divertidos cuestionarios de León27. La primera vez que se publicó esto no se entendió que era una autocrítica o, al menos, una advertencia dirigida a uno mismo. Aunque si alguno se las quiere aplicar, no hay inconveniente.

  • 134
  • 4.1
  • 677

Soy casi como la sombra gris. Me he acicalado un poco. Domar la guedeja canalla llevará más tiempo.

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta