cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
Contemplar un antiguo retrato.
Reflexiones |
11.02.14
  • 5
  • 2
  • 1631
Sinopsis

Para los apasionados de las fotografías antiguas. Es un paseo por el pasado de aquellos que amamos sin haberles conocido.

 

                                    CONTEMPLAR UN ANTIGUO RETRATO

 

 

 

      Contemplar una foto antigua, es el privilegio de poder emocionarnos frente al indeleble y silencioso testimonio descolorido de aquel que un día fue, y hoy habita, inmortal, en nuestra memoria. Es como regresar a un mundo en blanco y negro en el que nunca hemos estado.

      ¡Ay de aquel que nunca disfrutará de la sensación de reconocer a su abuelo setenta años antes, perdido en el laberinto del tiempo! Resulta impactante evocar a ese joven lleno de vida, con sus pantalones de altísimo talle, su engominado tupé con un coqueto caracolillo sobre la frente hecho aposta, como si del mismísimo James Dean se tratara; y ese estiloso cigarrillo en la comisura de sus labios, que el inigualable Humphrey Bogart hubiera "fusilado" en su inmortal "Casablanca". -¡Pero si es...! Era guapo el jodido. ¿Y la que está a su lado? Es su mujer, entonces novia. Mira que  cinturita tenía con lo gorda que estaba de vieja.

      ¿Quién instruía a aquellos "pollos" a mirar a cámara como auténticos divos? ¿Cómo conseguían ellas esa ilusoria belleza limpia y serena que lucían ante el flash de la inmortalidad? -Mira, tu tía en la procesión del día catorce cuando tenía dieciséis años. ¡Qué guapa era; pero si parece Claudia Cardinale! ¿Y esta del abuelo con traje y corbata? Nunca le vi trajeado; debió ser en la boda de algún familiar. ¡Ah, mira, mi hermano con sus amigos Gran Vía arriba! Todos van trajeados y con gafas de sol; parece que vayan desfilando uniformados a tenor de la seriedad de sus rostros.  

       Qué gusto da recrearse ante esos retratos de oscilante troquelado, amontonados y desordenados de forma aleatoria en una vieja caja de zapatos, amarillentos por el paso de los años. Algunos, ajados por doblez solo justificable por el manoseo de un nieto preguntón intrigado por la identidad de ese hombre tan feo de la foto, de mirada perdida y camisa abotonada hasta el cuello bajo un chaleco supuestamente negro del que pende un plateado reloj de bolsillo. -Es tu bisabuelo cuando volvió de la guerra de Cuba. Y es que algunos retratos, parecieran el recordatorio anticipado del inminente "tránsito" del retratado, como si se hubiese colocado adrede la mortaja apropiada para tan fúnebre momento.  

       Entretenerse mirando una secuencia en papel baritado, es recobrar los paisajes perdidos. Es  como si el mejor momento de la vida de alguien hubiese sido concienzudamente detenido, para ser admirado mas allá de la vida o de la muerte.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Cuando empezamos a tener uso de razón, la mayoría de nuestros abuelos ya son mayores y por eso es impactante ver fotografías de cuando eran jóvenes, con sus vestidos de los años 20, sus peinados llenos de tirabuzones o los que vivían en los pueblos y adornaban sus cabezas con boinas o pañuelos. Retratos en blanco y negro y sepia evocan épocas duras para nuestros familiares pero que ellos disimulaban con sonrisas. Muy buen relato. Te felicito. Saludos. Natalia.
    "Contemplar una foto antigua, es el privilegio de poder emocionarnos frente al indeleble y silencioso testimonio descolorido de aquel que un día fue, y hoy habita, inmortal, en nuestra memoria. Es como regresar a un mundo en blanco y negro en el que nunca hemos estado." Gran comienzo y buenísimo relato.
  • Trata de la visita evocadora de alguien a un lejano pasado, descubriendo que el tiempo no existe para los personajes de literatura, que habitan pacientemente entre las páginas de los libros, a la espera de que alguien vuelva para hacerlos protagonistas de sus pensamientos.

    Trata del reencuentro de un joven nostálgico con los fantasmas de su pasado y la lectura de un libro que le hará cambiar la idea que tenía sobre el paso del tiempo.

    Cuenta la terrible historia de un asesino despiadado, capaz de dar muerte a toda una familia por unas pocas monedas.

    Es una historia verdadera y escalofriante, que muestra de lo que una persona es capaz de hacer por amor.

    Retrato costumbrista de los pueblos de España has ta la década de los '70, donde la muerte mostraba el dolor a través de un abanico de gestos y figuras hoy ya desaparecidos para pesar de los que amamos lo atávico en blanco y negro.

    Murphy y su ley nos pueden conducir directamente al desastre. ¿Realidad o ficción?

    Para los apasionados de las fotografías antiguas. Es un paseo por el pasado de aquellos que amamos sin haberles conocido.

    La sensibilidad de un vagabundo que en vez de recibir es capaz de obsequiarte con su mejor música sin pedir nada a cambio.

    Para los apasionados de las fotografías antiguas. Es un paseo por el pasado de aquellos que amamos sin haberles conocido.

    Narro las vivencias de mi niñez en mi escalera, habitada por gente corriente que no pasará a la historia, pero que son parte necesaria de ella. Todos ellos tenían algo en común: la humildad. Representan lo más variopinto del paisaje de la España negra de posguerra.

  • 11
  • 4.29
  • -

Recreo paisajes cotidianos

Tienda

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta