cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
CUAN INCIERTO ES ESO QUE LLAMAN AMOR
Amor |
23.09.07
  • 4
  • 6
  • 1326
Sinopsis

CUAN INCIERTO ES ESO QUE LLAMAN AMOR...


      
      La soledad de un paso, la soledad de una mirada, la tristeza de un llanto; una llamada desesperada por la subsistencia en un rincón abandonado, es lo que mi corazón padece con su ausencia. La falta de aire, la falta de vida, la falta de fuerza que con tu presencia me dabas y ahora con tu marcha me niegas. A veces das y otras veces quitan, cuan descorciento ahondas en mi ya desgarrada vida.
      El olvido de unos pasos, el olvido de un pequeño corazón que con tu marcha agoniza de dolor. Pena brota de estos mis ojos sin la luz de tu mirada. Cual era presta y viva llama de la que mis pupilas bebían. Dónde han de ir esos sueños rotos, quizás a la nada, quizás a la hoguera de este tan tortuoso, mi dolor.
      Mis ojos lloran, mi corazón se empequeñece, tras comprobar lo necio que es el amor, pues unas veces te da la vida y otras veces te roba el alma. Nunca antes estas mis palabras de sabiduría, rompían de mis labios con tanto acierto y tan osada desdicha.
      A los eruditos encomiendo estas frases mías, pues ellos han de saber cuál es tan buen remedio para los males del corazón, pero no las dolencias físicas, sino las que hieren con fuerza, sin dejar marca. Que me den la clave de cómo curar a mi dolido corazón. Sus finas plumas escribieron con tan buen acierto, que hasta en el amor, cierto tiempo, me han echo creer y, por ello, por esas bellas frases y todo en lo que estas me hicierón pensar y creer, pido que sean ellos quienes me ayuden a curar mi dañado corazón.
      Tal vez sea el olvido, ¿ pero cómo se puede olvidar algo tan hermoso? Tal vez el tiempo, ¿ pero quizás debiera yo esperar siglos?. ¿Cómo, díganme, cómo hallar un buen antídoto para este dolor?. Cuál fuese ese gran remedio...
      Los más peligrosos venenos siempre fuerón tachados de no ser reversibles, ¿ será el amor uno de ellos y el más peligroso jamás descrito ?. Todos escriben sus síntomas, pero no hay quien escriba sobre el remedio.
      Cuan incierto es eso que llaman amor; ahora sí, pero luego no.
                         Eres quien me hace ser quien soy.
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 19
  • 3.95
  • -

leer, escribir, los deportes,

Tienda

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.09.20
10.03.20
Encuesta
Rellena nuestra encuesta