cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

2 min
El Niágara en bicicleta
Amor |
14.02.15
  • 0
  • 0
  • 304
Sinopsis

Historias que nunca llegan a empezar.

Chinaski ha muerto. Nadie me lo dice, y yo no quiero mirar, pero sé que sí, que ha muerto. Huele a muerte,y además apesta.

Él me dice que no, que está bien. Bueno, suspira y me reconoce que tiene muchos problemas. Es su hermano. Se bajó al parque a jugar, y ya no quiere subir. LLeva meses ahí plantado. Los vecinos le dan de comer, le llevan medicinas y cubos de agua para asearse, pero él no dice lo que le pasa, solo que no quiere volver.

Chinaski me mira y dice que no soy yo. Que tampoco es él, que son las circunstancias. Se queda pensando y luego rectifica: es él. Me besa y su expresión es triste. Va a morir. Es su último aliento. Así que le digo que le respeto. Adelante, dejemos aquello que nunca empezó para que él pueda rescatar a su hermano.

Pero me dice que no. Que él quiere más. Sorbe su café, y entonces reconoce que no sabe qué hacer, no sabe lo que siente, pero que sería bueno que me mudara a su casa este fin de semana.

No entiendo nada, así que le pregunto si de verdad quiere que vaya. Me pregunta si de verdad me apetece ir. Vuelvo a preguntar. Me confirma que sí, quiere que vaya. Y yo, yo quiero ir.

Y voy. Y nos acostamos. Y bebemos whisky. Fumamos cigarrillos en ropa interior, sus amigos hablan en plural y nos hacen fotos. Y sonreímos y nos miramos. Nos miramos como antes.

Y el domingo me voy, y sé que Chinaski está muriendo y no puedo hacer nada para ayudarle.

Entonces decido no ir al entierro. Es lunes, y le estoy diciendo adiós. Adiós. Pero no me atrevo a decírselo. Apuro mi cigarro. Me mira. Nos besamos. Otra vez está triste. Me dice que me quiere, pero yo sé que va a morir, así que le digo que no se enamore de mí.

Él se para y piensa. Dice que no sabe qué siente en realidad por mí, que ya lo pensará, aunque cree que sería bueno que quedáramos este fin de semana.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 1
  • 0.0
  • -

"Let that shit go"

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta