cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

5 min
El vietnamita sobre el churro - Javi Síncope
Reales |
03.05.15
  • 4
  • 5
  • 762
Sinopsis

Una nueva forma de viajar. Cuento autobiográfico.

Desde que estoy en Bedsharing viajo por todo el mundo y hago miles de actividades distintas. Aunque algunas no sé ni por qué las hago. Como aquel taller de permacultura: pégate un madrugón que te mueres para tirarte el día cavando en un huerto. A mi lado tenía a dos chicas vestidas de pin-ups que no paraban de hablar. Me he apuntado a un curso de bondage con mi novio, decía una, pero como es un poco moñas, le dije que era un taller de macramé. El tío se ilusionó un montón y compró todo el material y las cuerdas. Luego en el curso se llevó la sorpresa, pero ahora ya le gusta. Pues yo lo que quiero es apuntarme al grupo de biodanza gestálquica, le contestó la otra. El novio en cuestión, un chico alto de ojos azules y larga barba de rabino, llevaba diez minutos apoyado sobre la hazada sumido en insondables pensamientos. Se le veía un tío sensible, con una mirada poética de la realidad. Lo que viene a ser carne de macramé.

Yo básicamente me apunto a todo: barraquismo, surfing tántrico, tertulias literarias, puenting, karaoke, gincanas urbanas, talleres de suelo pélvico, lo que me echen. Todo son oportunidades para hacer cosas nuevas y conocer a gente de todo el mundo. Aunque a veces te preguntas si todas estas experiencias realmente te aportaban tanto. Y hay alguna gente que te saca de quicio. Como aquella quedada en la que oí lo que tenía que decir el vietnamita sobre el churro. El tío no tenia ni puta idea de lo que estaba hablando y lo peor es que la gente se lo creía. Cuando intenté corregirlo me miró como si fuera gilipollas. La verdad es que me me tocó las narices, va a saber este más de churros que yo. La de churros que me habré zampado a las 6 de la mañana después de una noche de Fallas. Desde entonces llevo siempre un paquete en la mochila. Sé que algún día volveré a encontrarme al vietnamita y tendrá que darme la razón. 

El Bedsharing es la mejor forma de viajar por el mundo. En todas partes te encuentras a gente que quiere compartir su cama. Me encanta vivir así. Aunque a veces te despiertas y dices: ¿dónde estoy? ¿Quién es este que duerme a mi lado? Si hoy es martes esto es Camboya, ¿o era Túnez? Desde luego ha cambiado mi vida, aunque he de decir que al principio era un poco despiste. Tardé en enterarme de no hacía falta que me follara a la persona con quien compartía la cama. Creía que era parte del trato, como darle conversación al conductor que te recoge en autoestop. Pero en un foro de la página vi que había mucha gente que no lo hacía. De haberlo sabido antes mis primeros viajes habrían sido más fáciles, aunque no voy a exagerar, que tampoco estuvo tan mal. 

La verdad es que a veces tengo ganas de parar, sacarme una oposición o algo, asentarme en algún sitio. Pero la cuestión es dónde. He visto tantos lugares increíbles que no puedo decidirme. Voy vagando de un lado a otro, descubriendo aromas nuevos, experimentando un abanico interminable de vivencias. Cuando hablo por Skype con mi madre ya ni me pregunta dónde estoy, aunque siempre se acuerda de decirme:  «No vayas a ningún país en guerra». Pero ni eso le puedo prometer, sobre todo desde que descubrí lo de las camas conectadas.

Había leído algo, pero no lo entendí del todo hasta que lo viví en mis propias carnes. Te acuestas una noche en Galway con un jugador de rugby y al día siguiente te despiertas junto a una pastora de cabras mongola. Una vez te ha pasado ya no te puedes desenganchar, tienes que seguir viajando, saltando de una cama a otra, ansiando encontrar otra conexión. Y cada vez que te acuestas sueñas que despertarás en la otra punta del mundo, en la ciudad ideal, en la playa definitiva, en aquel lugar que ha estado esperándote toda la vida. Yo cada vez sueño que estoy en un lugar distinto, pero, allá donde esté, siempre acabo encontrándome con el vietnamita, en una partida de Trivial o en un curso de bondage, y al fin le doy a probar el churro que ha viajado conmigo por todo el mundo, para que se entere de lo que es un auténtico churro valenciano, a ver si es capaz de decirme que este se come con ketchup.

Esta mañana me he despertado en un paisaje desértico. Por más que lo intento no logro de recordar dónde estaba anoche. La resaca de los viajes espacio-temporales, vaya tela, no la recordaba así. ¿Dónde narices habré ido a parar? Ninguna red de wifi al alcance de mi móvil. Será cuestión de caminar. Empezaré por escalar esta duna. Seguro que tarde o temprano encontraré un cybercafé y podré entrar en la página. Me muero por saber qué actividades se están organizando por aquí.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

¿Qué es Cuenteando con los dedos? ¿Un laboratorio creativo? ¿Pildorillas narrativas de no más de 1000 palabras? Cuentos como churros, literatura take-away, cuentos libres de escribir y también libres de leer. Todo empezó con una niña perdida…

Tienda

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
19.09.18
25.05.18
Encuesta
Rellena nuestra encuesta