cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

1 min
la chica que rompía los paraguas.
Poesía |
20.12.19
  • 3
  • 1
  • 485
Sinopsis

Supongo que la lluvia
se cansó de caer
y empapar
cada mirada,
pues la sequía 
nunca resultó un problema
y rompió toda
ley física
como nosotros
quebrantamos las nubes
de mediodía.

Supongo que nos cansamos
de enviar y recibir
cúmulos de estrellas
que no brillaban
cuando el Sol burlaba
la noche 
y trabajaba horas extra,
la culpa fue mía
y no pude evitar cambiar 
tu perspectiva,
aunque estuviese
torcida;
al final de la historia
nadie ganaba,
yo era la chica que rompía
los paraguas
y mantenía a los búhos
cazando de madrugada.

El océano temía
mi extinción
en sus mareas,
podía ser volcán
por los cantos de sirena
al ritmo de los bailes
de los demonios
viviendo
bajo mi piel
y espantar a la Luna,
cegando cualquier
límite si la Tierra
resultaba ser plana.

Qué locura, ¿verdad?,
ya no importaban
las medidas desesperadas,
no había hora 
que pudiese ser consumida
sin prejuicio
ni prisa.

Ya no había tiempo,
como Mastodonte
dijo una vez;
tiempo que tú no querías
perder,
tiempo que yo estaba acostumbrada
a perder. 
Quiero perder el tiempo.

Incoherencias,
aunque ya no importan.
Congruencias
que ahora importan.

Pero ya no importa
nada,
¿verdad?

 

 

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Uno de tus grandes poemas, que además hacen pensar. La vida es un río que fluye impertérrito a nuestros anhelos. No hagas caso de las estrellas que te he puesto cinco, pero me han salido tres. ¿Qué tal se presentan estas Fiestas? A mí no me convencen. Tú pórtate bien y nada de trasnochar... ¡Ay si yo fuese tu padre! No me hagas caso que es broma.
  • Writing Prompt: Eres un profesor que ha estado estudiando a los dioses y diosas durante años (de religiones, culturas y mitología). Un día alguien llama a tu puerta, es un dios que acaba de ser creado hace unos minutos por un reto de "diseño de personajes". Quiere tu consejo y ayuda sobre como ser un dios.

    Writing Prompt: La vida y la muerte son vecinos pero sus horas libres muestran su verdadero lado: los muebles de la muerte son coloridos y delicados mientras que la vida tiene una imagen gótica, capaz de conducir hacia el lado oscuro. La muerte tiene un gato suave y sedoso, mientras que la vida tiene un animal esquelético y malhumorado de algún modo. Además son mejores amigos desde la infancia.

  • 254
  • 4.53
  • 289

Poetisa empedernida en busca de ser todo lo que el mundo siempre quiso tener.

Tienda

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
10.03.20
13.08.19
Encuesta
Rellena nuestra encuesta