cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
LA LÓGICA DEL MIEDO
Amor |
06.08.17
  • 5
  • 0
  • 946
Sinopsis

El primer paso es reconocerlo, después, es momento de combatir y destruir para siempre esos miedos que nos limitan y nos condicionan en nuestro día a día.

Pedro caminaba sin rumbo fijo por una calle que conocía a la perfección, cada uno de los comercios y sus olores, el tráfico y el ruido de los transeúntes, el paso de los que llegaban tarde y los que no tenían ninguna prisa; todo, se repetía con distintos protagonistas día tras día. El joven estaba perdido, no sabía qué camino tomar en su vida, y a pesar de estar siempre rodeado de familiares y amigos, en su interior, se sentía completamente solo. En uno de esos instantes en que retornaba a la lucidez de la realidad, dejando a un lado sus reflexiones, encontró el azul del mar en los ojos de una chica que esperaba al otro lado de la calle. El color de sus ojos era tan intenso, que Pedro sintió la necesidad de acercarse, como si una fuerza extraña lo atrajera hacía ella. El chico pensaba como poder entablar conversación con la bella joven, y el miedo, comenzó a apoderarse de su cuerpo. Las palabras quedaron enterradas bajo gruesas capas de temor, y las cadenas invisibles del desazón apretaban con fuerza sus temblorosas manos. Pedro pasó de largo, como si su camino continuara en esa dirección, no sin antes contemplar una vez más esos ojos que le habían seducido. A cierta distancia sus miradas coincidieron por unos segundos, y en los labios de la joven se dibujó una sonrisa. Luego, cada uno continuó su camino. La hermosa desconocida, caminaba hacía alguna parte, no importa, pensaba Pedro, pues su presencia es lo que hará especial el lugar donde se encuentre. Mientras, el joven se maldecía una y otra vez por su cobardía frente a las mujeres, frente al amor, frente a la vida. A pesar de todo, sonrió, siendo consciente de que, cuando supere sus miedos, no habrá nada ni nadie que pueda dominarlo.  
Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 187
  • 4.59
  • 22

Licenciado en historia. A veces, me visitan las musas y escribo lo que mi mente dibuja. Hago mía la máxima de Juvenal: "Mens sana in corpore sano". Solo quiero que me lean.

Tienda

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta