cerrar

Esta web utiliza cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

3 min
LAS URBES ESPACIO-TEMPORALES
Drama |
17.04.15
  • 0
  • 0
  • 464
Sinopsis

Algunas grandes urbes de nuestro tiempo, tales como Bogota, Rio de Janeiro, Ciudad de Mexico o Bangkok, son portales espacio-temporales.

Recorrer las calles de algunas de las grandes urbes de éste planeta es estar viajando por el espacio-tiempo. No se necesita tener la máquina del tiempo, es suficiente con caminar por éstos senderos de asfalto de norte a sur, de este a oeste, o tal vez a lo largo de sus costas, para evidenciar la presencia de éste fenómeno surrealista.

En un punto nos podemos encontrar en la edad de piedra, seres recorriendo las calles, con escasa ropa, con sus cabellos secos y arenosos, sus pieles cubiertas de tierra, sus uñas largas cual si fueran águilas, su hablar primitivo y unos pocos dientes amarillentos. Utilizan las manos y objetos improvisados de madera para crear fuego, y así protegerse de las noches heladas, sus hogares son cuevas de cartón y su alimentación se basa en la recolección de los nutrientes y proteínas que brotan del suelo de cemento.

Si luego, en nuestro recorrido espadio-temporal, recorremos unos cuantos metros, llegamos a la edad media,vemos en recintos cerrados multitudes que aclaman al unísono su fervor religioso frente a un hombre que conjurando unas frases con voz potente, como un trueno, logra que algunos pierdan el sentido hasta caer al suelo rígido del templo al tiempo que algunos presentes vociferan con asombro. Observamos igualmente como el hombre que antes pronunciaba los conjuros, ahora con sus manos toca las cabezas de unos, que luego alzan su voz  gritando -veo, veo - , y  otros, que dejan caer sus  largas herramientas metálicas, con las que antes se apoyaban para caminar, para así acto seguido utilizar sus propias piernas de manera torpe, como lo hacen los infantes que dan sus primeros pasos, y palpar poco a poco el suelo con sus pies mientras la multitud grita !!Dios es grande!!. Luego, dicha multitud sale a evangelizar a sus ovejas descarriadas por toda la ciudad dispuesta a llevar a la hoguera pública, llamada juicio moral, a todo aquel que no acate los preceptos divinos.

Finalmente en nuestro recorrido por las urbes nos desplazamos otro poco y llegamos a la era de la modernidad,   hombres dento de unas latas rodantes, todas dispuestas en unas filas eternas, y si observamos el interior    de las latas, con ruedas y ventanas, nos encontramos con individuos juntos pero con sus miradas distantes, unos observando papel, al tiempo que menean sus cabezas de izquierda a derecha, otros sosteniendo artefactos, que si bien son de dimensiones limitadas, ponen a trabajar las dos manos con sus diez dedos, y hacen que quien tenga dichos artefactos acercen el menton al pecho todo el tiempo. En sus hogares, nuestros seres mas evolucionados, siguen los mismos ritos, esta vez utilizando otros artefactos, pero que ocupan igualmente los sentidos de quienes los habitan, en especial observan la mayor parte del tiempo unos aparatos con vidrios a travesde los cuales miran a otros sujetos que los hacen reir, llorar o indignarse, y  sino estan frente a este objeto estan frente a otro que igualmente posee un vidrio, pero esta vez, pueden manipular lo que ven a traves del mismo, algunos de ellos deciden llevar una vida en la que abandonan todo por consagrar su tiempo frente a este particular aparato simbolo de la era moderna, llamada era tecnologica. Y es asi como comprobamos que algunas urbes de nuestro planeta son portales espacio-temporales.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Escribo porque al escribir eres otro, de esta manera multiplicas tu vida en otra o en muchas más si así lo quieres. También lo hago porque las historias me persiguen, no me dejan en paz y necesito dejarlas fluir.

Tienda

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta