cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Mi desnudo
Reflexiones |
13.07.13
  • 4
  • 2
  • 2388
Sinopsis

Autopsia del alma en una calurosa tarde de verano, aprovechando que se me derrite el cerebro.

Viva la vida. Con pasión, verdad y empatía. ¿Mi esencia? Mi familia y mi gente. ¿Tauromaquia? Hasta las trancas. ¿Madridismo? Sí, claro, pero el de toda la vida. ¿Avituallamiento? Sal, carne, pasta, café, vino, cerveza y ron con cola. ¿Mi paisaje favorito? Las musas. Estado del ánimo: ¿es posible la nostalgia bisoña y esperanzada? ¿Landete? Capital del Reino Republicano de España. ¿Tendencia política? Mediocentro abierto a las bandas.

 

Yo solo creo en Dios y en sus embajadores: Unamuno, Delibes, Lorca, Wilde, Benedetti y Neruda. Bueno, en Dios trato de creer como buenamente puedo, arrastrando unas piernas debilitadas que al menos tienen claro el sentido del camino. Deposito mis esperanzas en que el Papa Francisco suelte un escobazo y acabe con el ejército de lobos parasitarios que ensucian el cenáculo global. Trepas, carreristas, golfos e hipócritas: ¡váyanse a la mierda! ¡A la mierda!

 

Anhelo la revolución libertaria: vive y deja vivir. Empatía, empatía, empatía. Abajo los mangantes y arriba el Partido Decente. Antes, orgulloso de ser español. Hoy, incluso reniego de la palabra orgullo, salvo cuando se refiere a las personas. Solo las personas valen la pena. La única idea buena es la que en verdad sirve al ser humano. Lo demás, majadería que nos convierte en pasto de la división, hijos de Caín.

 

Mi única verdad: me aterra ferozmente morir. Y la inmensidad de un Universo eterno, que siga fluyendo por siempre mientras los míos y yo somos materia carcomida por los gusanos: la nada. Por eso, me aferro de un modo brutal a cada instante de vida.

 

Viva la vida. Con pasión, verdad y empatía. No le busques un sentido a esto. Es, simplemente, mi desnudo.

 

MIGUEL ÁNGEL MALAVIA

 

http://blogs.periodistadigital.com/lahoradelaverdad.php/2013/07/13/mi-desnudo

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor

Conquense y madrileño, licenciado en Historia y Periodismo, ejerzo este último. Libertario y comunitarista, voto al @Partido_Decente. Mi pasión es escribir.

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta