cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

3 min
No dejare que te lleves mi vida
Reales |
14.07.13
  • 4
  • 5
  • 942
Sinopsis

Una batalla contra el olvido

Se puso la gorra de paño verde, cogió el bastón y  se santiguó como cada vez que salía. Esta mañana se marchaba contento, Mariana se había levantado contenta, parecía  que esas nubes negras que  los meses de atrás habían nublado su  pensamiento habían desaparecido al fin. Desde bien temprano andaba trasteando por la casa, incluso le había llevado una taza de café negro a la cama. No podía dejar de sonreír, por fin esta mañana volvía a reconocer a esa mujer contenta y trabajadora con la que ya compartía cuarenta años de vida. Años de muchas alegrías y algunas penas, de duro trabajo para sacar adelante a los niños. Cuatro hijos que eran su mayor tesoro, aunque a veces se lamentaran de que ya no venían tanto a visitarlos.

Mientras desayunaban en la cocina pan frito y un café, Mariana le había contando contenta que bajaría al mercado de abastos a comprar unas  verduras para hacer un estofado con las patatas del huerto. Era una buena cocinera y una excelente repostera, aunque últimamente había  tenido algunos contratiempos al confundir el azúcar con la sal, el pan rallado con la harina, pequeños detalles que Juan había resuelto con una enorme carcajada. Sus hijos exageraban, eran pequeños despistes de la edad les decía, cuando hablaban de llevarla a un especialista.

Se paró unos minutos en el umbral, se la oía cantar desde el patio. Sonrío, y pensó orgulloso, lo mismo que había pensado cuando la vio por primera vez: -¡como esa mujer ninguna!

El reloj de la iglesia marcaba las dos del mediodía y el sol pegaba con fuerza sobre la acera. Empujó el postigo de la puerta y abrió el cerrojo. La casa estaba fresca, dejó la gorra y el bastón sobre la silla de enea y se fue a buscar a su mujer.

Cuando entró en la cocina, se encontró a Mariana sentada en la mesa camilla con las hortalizas sin pelar dentro de la olla. Había estado llorando. Cogió las manos de su mujer y levantó su rostro. En sus ojos volvió a ver esas nubes negras. Lo miró aturdida, y balbuceando le explicó que cuando llegó del mercado quiso hacerle el estofado, pero no pudo, no sabia como, había olvidado como cocinar. Llevaba horas con las hortalizas en la mesa pensando como hacerlo pero no lo recordaba.

Juan la acercó a su pecho como el que quiere consolar a un niño herido y la besó. Cogió su rostro con las manos, y en minuto pasaron por delante de el todos los momentos vividos con esa mujer, lo feliz que lo había hecho, lo mucho que se querían, en definitiva toda su vida.

Habían pasado juntos cuarenta años y esa palabra que tanto se negaba a aceptar: El alzhéimer, le estaba robando el amor de su vida.

Descolgó el teléfono.

-Luisita hija soy papá, si, pide cita para el especialista.

Triste volvió con ella. Mientras cogía unas patatas para pelarlas, recordó sus días de mili, una tortilla para comer estaría bien- pensó. No te preocupes mi vida, le dijo con ternura,  seré tu memoria, yo te cuidaré, no dejaré que te aparte de mi vida.

 

                           

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Mayka ponce muchas gracias por tu opinión. Agradecería mucho que me comentaras a que tipo de fallos te refieres si ortograficos o de expresión. Estoy trabajando en desarrollar mas mis relatos pues siempre que me leen amigos o familiares me hacen el mismo comentario que se quedan con ganas de más. Gracias
    Comparto la opinión de los compañeros. Es imprescindible revisar bien antes de publicar, así evitarás que un texto bueno como este que nos traes se desmorone antes de que acabe la historia. No obstante, me ha gustado, aunque creo que podrías haberlo exprimido un poco más, acercarnos más aún a tus personajes. En otra ocasión será! Encantada de leerte! Que pases buena semana Violeta!
    J.M. Boy. Gracias por tu opinión revisaré dos veces la próxima vez. Estoy trabajando en elaborar más mis historias .Saludos
    Subrayo lo que dice JM Boy, deberías repasarlo y corregirlo para que esté totalmente a tu gusto antes de publicarlo. La historia está muy bien, aunque yo la hubiese extendido un poco más. hubiese jugado más con las acciones, los lugares y los personajes. Un placer leerte por aquí. :)
    Muy buen relato, tierno y duro a la vez; seguramente los personajes (y desde luego la enfermedad) dan para más. El relato merece cinco estrellas pero en varias ocasiones me he dado cuenta de frecuentes defectos de acentuación que me estorbaban la lectura; esos palitos de las virgulillas son capaces de arruinar una historia que se leía sola; es preciso repasar el texto con detenimiento antes de publicarlo y dejar colocados todos los acentos para comodidad del lector. Saludos.
  • Sentimientos ante la perdida de alguien amado.

    Relato sobre la importacia de los objetos que nos dan seguridad

    Un relato de aprendizaje

    Tras muchos años por fin una grata noticia será entregada.

    Una batalla contra el olvido

  • 5
  • 4.3
  • -

Siempre he querido y he necesitado escribir

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
11.06.20
10.03.20
13.08.19
Encuesta
Rellena nuestra encuesta