cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Normas, órdenes y uñas.
Drama |
23.02.15
  • 0
  • 0
  • 653
Sinopsis

 

-Bien, te explicaré lo que harás. Por ahora, te mantendrás callada. Conviene. Haz caso, no violes las normas ni te abstengas a realizar lo que se te ordena y serás recompensada. 

 

No podía gritar, empero sentía sus manos entre mis pies, los acariciaba y atendía, parecía estar dirigiéndose  a ellos en vez de a mí. Sumergía sus dedos entre ellos y los manipulaba ora amontonándolos ora separándolos. Apenas se reconocían las uñas. Parece entender como pasatiempo quitárselas o comérselas. 

 

 

 

-Actuarás conforme diga este aparatito. Aquí están las reglas y tus responsabilidades. 

Vamos, voy a ver cómo...bien, ahí está. Primero: muérdete el brazo hasta romperte las venas. Vaya un tanto brusco para ser tu primera vez, ¿verdad? Creo que necesitas que te afilen los caninos. La persona responsable de este artilugio tendría que pasárselo bomba. 

¿Estás de acuerdo? Confío en ello. En un momento estoy aquí. 

 

Su olor era distinto al que acostumbro a mi cuerpo. Augura desesperación y soledad. No consigo mover mi cuerpo. ¿Estaré congelada? ¿Podré abrir los ojos?

 

 

-Primero comenzaremos con las uñas, odio esas uñas de zorra que llevas. No te muevas, conténtate con esta buena acción, por mí ya te habría degollado.  Cuando era pequeño me domaron y así uno puede estar tranquilo. ¿Quién no lo estaría asegurándose el pescuezo? No teníamos, mi familia y yo, absolutamente nada. Nada de dinero ni de terreno, podíamos dormir a la intemperie y al amanecer ya estábamos saltando de alegría. Hoy en día, a los jóvenes los malcrían. Hay que enseñaros lo que es disciplina. Empezando por estas uñas, zorra. Quítate esas uñas, en mi casa no se permiten esas uñas. Ni ningunas otras. Es...como ya te darás cuenta si abres esos ojos, que ya decidiré si merecen persistir según el color, una de las tantas reglas que deben cumplir mis inquilinos. 

 

Sólo recuerdo humo... O quizá sea un cuchillo, un  ciervo, una ventana...

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 41
  • 4.71
  • 75

https://cirenems.blogspot.com.es/

Tienda

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta