cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

5 min
pensamientos callados
Reflexiones |
20.04.15
  • 0
  • 0
  • 290
Sinopsis

recopilatorio de anécdotas donde se ve que la intolerancia o los prejuicios pueden dificultar la convivencia entre personas a las que no les gustan los perros, y personas como yo que los considero de mi familia. Soy optimista y creo que algún dia, con el esfuerzo de todos sera posible.

~~Paseando con mis perros, cada día para llegar al parque grande, paso por delante de un parque infantil. Hay niños que ven a mi Colin suelto y se acercan a acariciarlo, les hace gracia y él encantado. ¡No te acerques al perro!!! ¡ven aquí corre que te va a morder!!!  Grita con la cara desencajada un padre a su hijo que estaba por allí. Me callo y pienso… que triste que por la ignorancia, fobia o lo que sea que le pase a ese hombre, su hijo tenga que crecer traumatizado y pensando que todos los perros que vea se lo quieren comer.

Paseando con mis perros, unos metros detrás de mí un matrimonio comenta: fíjate, no tienen bastante con uno, tendrían que pagar un impuesto para limpiar todo lo que ensucian. Me callo y pienso…Pago para que recojan los restos de merienda que los niños tiran al suelo, para que recojan los cristales rotos, vasos, bolsas etc. que dejan los que hacen botellón en el parque, para que recojan las colillas, escupitajos, vomitonas etc… ojala pudiera pagar solo por lo que ensucio yo y mis perros.

Paseando con mis perros, en el parque, un matrimonio y un niño estaban comiendo en el césped. Mis perros y alguno más que había, pasaron corriendo cerca del niño. El padre todo enfadado se levanta y grita, los parques son para las personas, si queréis zonas para que los perros corran os las pagáis o no los tengáis, que los que no nos gustan los perros no tenemos por qué mantenerlos!!. Me callo y pienso…Totalmente de acuerdo, los parques son para las personas, pero yo no tengo niños y pago la construcción y mantenimiento de parques infantiles, no juego a futbol, ni petanca, ni baloncesto… mis impuestos se usan para  muchas cosas que no me gustan, pero no tengo ni un área para que mis perros puedan correr.  Es pedir demasiado que una parte de lo que pago se use para eso???

Saliendo de casa, si si, con mis perros, entro en el ascensor. Que no se me acerque, que no me toque, que no me huela dice una mujer. Me callo y pienso… es un perro acostumbrado a que cuando se acerca a alguien, el 99% de las personas, lo ven tan bueno que no pueden resistir acariciarlo y decirle cosas amables. Como le explico yo a mi perro que hay gente que prefiere bajar en el ascensor con vecinos que apestan a tabaco, o que les huele el sobaco, o el aliento a carajillo, que a bajar con él aunque acabe de bañarse y se quede quieto mirando hacia la puerta. Un perro nunca entenderá lo que son los prejuicios, por suerte.

Paseando con mis perros, un matrimonio joven con dos niños. En tono alto para asegurarse que yo lo oyera, le dice él a ella. Con la de niños que pasan hambre en África y aquí tratan a los perros como personas. Hago un enorme esfuerzo y consigo callarme y pienso…tengo un hijo y tendré muchos perros, y nunca los perros me han impedido querer a mi hijo más que nada en el mundo. A veces es más importante ayudar a un vecino, amigo o familiar, que ponerse medallas de falso cooperante  y si puedes ayudar a un perro a tener una vida digna, no creo que sea síntoma de ser mala persona, ni de no tener conciencia  con el problema del tercer mundo, no es incompatible, es más, normalmente es complementario.

Paseando con mis perros, bueno  en esta ocasión solo con uno, el Colin. Entro en la farmacia, a sabiendas que a los dueños les gustan los perros y nunca me habían dicho nada, al contrario, les encantan. Entro y el Colin se sienta a mi lado a esperar como hace siempre. Desde la otra punta de la farmacia una mujer me mira y cuando ve al Colin dice. Podías dejar al perro en la calle no!!!!   Por respeto a los dueños de la farmacia, contesto en tono amable, no que me lo quitan y sonrio, pero pienso… si ni siquiera se había dado cuenta que había entrado un perro, no entra chillando y armando follón como algunos niños mal educados, ni molesta a nadie, solo ocupa su espacio en silencio esperando que yo le diga, venga vámonos. Lo que si que procure, es que esa señora no se acercara al Colin, no vaya a ser  que la amargura sea contagiosa.
 PD. La farmacia esta pasado el pont del treball de sant marti de provençals, y tratan muy bien a los animales, en verano les ponen un cuenco con agua para ellos.

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Este relato no tiene comentarios
  • Este relato no tiene valoraciones
  • Quien me acompaña a dar un paseo muy rápido por el flamenco???

    recopilatorio de anécdotas donde se ve que la intolerancia o los prejuicios pueden dificultar la convivencia entre personas a las que no les gustan los perros, y personas como yo que los considero de mi familia. Soy optimista y creo que algún dia, con el esfuerzo de todos sera posible.

    Laura es una niña que lleva una vida tranquila, hasta que empieza a sufrir sueños extraños, que se convierten en pesadillas, pero ni ella es consciente de hasta que punto pueden llegar a afectarle.

Tienda

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
19.09.18
25.05.18
Encuesta
Rellena nuestra encuesta