cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

2 min
Saboreando
Amor |
24.11.13
  • 1
  • 2
  • 948
Sinopsis

Para mayores de 18 años, gracias.

SABOREANDO

Su mirada se dirigió directamente al bulto que el muchacho tenía en la entrepierna que delataba, sin lugar a dudas, una potente erección. Sin dudarlo le puso la mano en la rodilla y empezó a acariciarle el interior del muslo, recorriéndolo con lentitud, mientras le miraba fijamente a los ojos, hasta que su mano llegó a las ingles y palpó la enorme anatomía que allí se escondía. Apretó con fuerza primero y después frotó ese pene escondido con movimientos circulares. Le bajó la cremallera de los jeans e introdujo su mano en busca de esa polla que tanto deseaba. Separó la goma del slip y continuó escarbando hasta notar el calor del glande. Su mano recorrió aquel cilindro carnoso descubriendo, una a una, las venas que lo surcaban, hasta llegar a unos  testículos prontos a desbordarse, con los que jugueteó unos instantes.

Desabotonó el pantalón, pidió al muchacho que se pusiese en pie, le bajó vaqueros y calzoncillos, se arrodilló y su lengua empezó a recorrer el perímetro de aquel sonrosado capullo.

Entonces se abrió la puerta de la habitación y apareció su hermano pequeño que se quedó atónito ante aquella escena.

El niño gritó, se dio media vuelta y salió corriendo hacia el salón donde sus padres estaban viendo la televisión.

-¡Papá, mamá!- gritaba mientras corría- ¡El tete se está comiendo mi chupa chup!      

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • ES cierto, soy un mal escritor porque no he sabido hacer entendible la historia, lo explico ahora y no la cambio para que los comentarios no queden injustificados: Es un muchacho adolescente homosexual que fantasea que está haciéndole una felación al muchacho que le gusta mientras lame el chupachup que le ha robado a su hermano pequeño. Gracias por pasaros por aquí
    Señor buhodiurno, en nuestros relatos debemos tener mucho cuidado con ciertas miserias humanas. Los pederastas e individuos similares por desgracia pueblan nuestras ciudades. Escribir relatos eróticos con cierto nivel literario, es difícil. Lo fácil es caer en expresisones vulgares o chabacanas. Mi astro es para tí...por razones ya explicadas. Saludos.
  • Para mayores de 18 años, gracias

    Para mayores de diez y ocho años, gracias.

    Para mayores de 18 años, gracias.

    Solo para mayores de 18 años, gracias

  • 4
  • 3.57
  • -

Mis relatos tendrán una importante carga sexual, por lo tanto pido que solo sean leídos por mayores de 18 años. Gracias.

Tienda

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta