cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
Ser o no ser (Be or not to be)
Drama |
04.04.15
  • 5
  • 2
  • 574
Sinopsis

Relato fantástico. La historia de un hombre bueno y su némesis.

Ser o no ser (Be or not to be) por Karlos Dearma.

Si alguien los hubiera visto juntos quizás habría jurado que Nicolaj e Ignatius eran hermanos idénticos. Lo cierto es que crecieron ignorando la existencia del otro y se cruzaron una sola vez. Esto fue lo extrañamente posible y único con respecto a esta historia, ya que vivieron diferentes vidas en diferentes lugares y épocas.

Sin embargo, ambos, a pesar de estas extrañezas y de las distancias, llevaron sus vidas intuyendo la mutua existencia.

Nicolaj era un hombre bueno, humilde, inteligente, estudioso y trabajador que con su genio creo bellas obras de arte en arquitectura e ingeniería. Ignatius era su antítesis: Un soldado ignorante pero valiente, arrogante, despreciable  y criminal, al que la maldad le dictaba sus guiones destructivos.

Hombre temeroso de Dios, Nicolaj se casó con una hermosa mujer y formo una familia en la Amberes del mil seiscientos.  Ignatius transito las estepas de la inmensa Rusia como líder de una banda de salteadores en las épocas oscuras previas al advenimiento de los zares. Su mayor hazaña fue liderar, junto con otros jefes nórdicos, el saqueo de Nóvgorod con sus Varegos.

El humilde constructor de Iglesias y puentes soñó hasta la obsesión con el pérfido Ignatius: No sabía quién era ese hombre que se le parecía como un hermano gemelo, a sus velados ojos, el torvo enemigo de la dignidad humana; nunca había empuñado una espada pero lo habría hecho si fuera necesario para acabar con él. Le deseaba la muerte y le temía.

El ignoto azote de Dios también vio en sus sueños a Nicolaj: Se desconocía en ese hombre que se le parecía pero le admiraba y envidiaba su forma de vida, lejos de la violencia. Hubiera querido ser como él.

Ambos soñaron un posible encuentro, el mismo se daba en el claro de un bosque brumoso rodeado de colinas nevadas, a orillas de un lago helado. La reunión se revelaba como algo ineludible, sus consecuencias también. Los dos tomaron una misma decisión, partieron en pos del otro, una fuerza extraña parecía guiarles: Uno pretexto un encargo de cierto obispo alemán, el otro desapareció sin dar explicaciones.

Cabalgaron hacia un más allá lejano, en su búsqueda, ninguno lo sabía pero seis siglos les separaban; Nicolaj se procuró una espada, Ignatius dormía hermanado con ellas. Cruzaron Europa hasta encontrar el lugar soñado, al que pronto reconocieron. Un viento gélido les recibió con alegría pues estaba a punto de cumplirse lo que dictaba el destino. Los dos jinetes se observaron, la lucha era inevitable. El valiente Nicolaj fue el primero en sacar la espada; el oscuro Ignatius, confundido con esa actitud, temió por su vida y a su vez desenvaino la suya. Arremetieron con sus caballos piafando a la carrera, arrancándole a la tierra pedazos pálidos de nieve, aullando como bestias.

Luego el ruido de metales golpeando, los gritos de los hombres, los animales rodando, los jinetes cayendo de sus monturas.

Atontados por el golpe, tardaron en reaccionar. Luego sucedió lo que debía pasar: Nicolaj creyó sentir los dolores de sus cicatrices de guerra, Ignatius comenzó por padecer la visión borrosa de sus ojos gastados en lecturas nocturnas. Ambos se observaron sin cambiar palabras, poniéndose de pie, y comprendieron lo que el destino les tenia fijado, aunque ninguno había soñado con semejante final.

Nicolaj, el creador de obras maestras, vio cómo su homónimo monto de nuevo a caballo y partió en dirección a Amberes. Ignatius, el destructor de poblados, marcho hacia su nueva vida satisfecho y sabiendo que sus Varegos tenían un nuevo jefe.

 

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • Gracias Umbrío. Prometo visitar tu espacio para devolverte la gentileza. Un gran abrazo.
    En estas páginas web se suelen cometer injusticias con algunos autores, es tu caso. La mayoría de tus relatos son de mucha calidad, tanto en la estructura narrativa como en el contenido. Este en especial me ha gustado mucho, tengo uno similar de final más flojo. Te felicito y un abrazo.
  • Microrrelato de terror. Solo literatura.

    Policial negro. Un homenaje al cine noir.

    El Infierno es una empresa como cualquier otra. Todos los años hace su correspondiente balance y Satanás convoca a sus esbirros a una nueva reunión, esta vez con resultados inesperados.

    La humanidad llega a su fin. Un sobreviviente inicia la odisea de perpetuar la especie con resultados inesperados. Relato de ciencia-ficción.

    Relato fantástico. La historia de un hombre bueno y su némesis.

    Relato corto de amor no correspondido. Genero fantástico.

    Cuento histórico basado en una frase de autor. Este microrrelato participó del concurso FRASELETREANDO de la comunidad "Almas de bibliotecas y cines. "La frase de la consigna es “En ese estado hipnótico mi mente no paraba de pensar y me di cuenta de que…” de la novela “El diario de un hombre decepcionado” de W.N.P. Barbellion

    Un hombre enfermo espera a su amada en la soledad de su habitación.

    Para este relato sirvió, como fuente de inspiración, una leyenda indígena de mi país. Con condimentos literarios propios, Gualichú es un espíritu maligno que se corporiza para materializar su venganza.

    Cuento de terror clásico. La fuente de inspiración fue el saqueo del museo de Bagdad durante la Guerra del Golfo.

  • 14
  • 4.58
  • 283

Profesor en Historia, radialista y escritor.

Tienda

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
19.09.18
25.05.18
Encuesta
Rellena nuestra encuesta