cerrar

Esta web utiliza cookies

En nuestras webs utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación, y mostrarte publicidad, incluidos anuncios basados en tus intereses. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si deseas más información, puedes acceder a la Política de Cookies y a las Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

4 min
No hace falta título
Reflexiones |
08.10.16
  • 5
  • 0
  • 617
Sinopsis

Siempre habrá algo que me recuerde

Que me saque de las sombras lo que con temblor escondo

Y es que no soy tan libre como me predico

No en todos los aspectos, al menos

 

Reaparece

Cuando creo que ya lo he superado…reaparece

Pero ya no con risa burlona

Ni aires de grandeza

Si no con vergüenza

Sorprendido de su reaparición

De que lo haya llamado de nuevo

Pidiéndome a gritos que lo sane ya

Que lo deje ir

Y es que ya tiene ganas de partir

Para seguir enseñando y mostrando caras ocultas a otros

De habitar otros cuerpos y ocupar otras mentes

 

“Que lo sane”

Mi sentimiento de ser poca cosa

De que no me van a elegir

Que lo que doy no pesa suficiente; NO ES SUFICIENTE

Para que se quede(n) conmigo

Que prefiera(n) el pasado

Sentirme ridícula por darlo…”¿todo?”

Sentir que se han reído de mí

Que he sido sólo una vía de escape

Para que se den cuenta de lo que realmente quiere(n)

Y no soy yo

 

No es la pérdida la que duele

Si no el engaño

¿Cómo?

Ve más allá. Profundiza. Escarba. Rasga, pero no la superficie si no el fondo

 

Ya está

 

¿Qué es lo que duele?

Lo que me duele no es lo que haga(n)

Porque no puedo ni quiero controlar sus actos, ni lo que decida(n), ni piense(n) ni sienta(n)

No puedo saber cuán sincera será conmigo

 

Lo que me duele

Es ver reflejada m propia mierda

Ésa que con temblor escondo

 

Saber que nunca llegaré a sentir sinceridad hacia mí misma hace que todo el resto se refleje en igual condición

“Sinceramente”

Una sinceridad con cláusulas, momentánea, no perdurable, mutable, oscilante entre lo que quiero y/o debo

 

Lo siento

Siento ser tan dura y tan cruel conmigo misma

Tan exigente, poco flexible

Tan cruda y autoritaria

Tan destructiva

Tan estricta, tan comandante

Sin errores que poder cometer

Sin librarme de la autoflagelación mental

 

¿Entonces?

¿Qué es lo que estoy realmente creando?

¿En qué es lo que estoy realmente creyendo?

Si a las penas no sé reírles

Si sólo sé fluir sobre una cara de la moneda

 

Si todo lo que siento es real…¿qué soy realmente?

¿Todo a la vez?

 

Hace que dude

Que nada de lo que me diga me lo voy a creer

¿Por qué?

Porque no creo en mí

Porque es la tarea más difícil que me he encontrado

No sé como gestionarla

Ni entiendo lo que significa

 

Al no creer en mí misma hace que todo(s) lo demás sea tan irreal como mi esperanza de querer creer que sea real

Pierde peso, significado, sentimiento

Vale nada

 

No es verdad

Pero tampoco mentira

Simplemente deja de existir

Si yo no creo, no existo

Si no creo en lo que vivo, no existo

Si no creo en lo que veo, simplemente no existe

Si no creo en lo que estoy haciendo…ser pierde, se esfuma, se destruye tan rápido como pasa un segundo

Ésa es la verdad de mi viaje sin sentido

De mis “dando bandazos”

De mi no vivir plenamente

 

¿Por qué?

Porque no he creído en mí

Y al no creer, no lo he vivido consciente, si no a través de una pantalla

La del miedo

Filtro oscuro

 

Empecemos de nuevo

 

 

 

La creencia y el existir, ¿van ligados?

¿hay uno sin el otro?

¿Cuándo existo es porque creo que existo, aunque sea inconscientemente?

¿O puedo existir sin creer?

 

 

Me acuerdo de ti

Joder, claro que sí

Te veo más que antes

Perdona por mis ofensas mentales

Sólo es que tengo miedo de que esto tan intenso no haya sido real

Perdona por mis dudas

Claro que me acuerdo de ti

 

Cuando beso tu sueño

Cuando noto tu cerrar de ojos

Cuando me despierta tu respiración intranquila

Cuando hago míos tus espasmos

 

Perdona por dar a entender que te subestimo

No es más que mi mierda vestida de pavor subliminal

Pero es tan densa que me hace dudar de todo cuanto sentí

Y pone los recuerdos en último plano

Pero claro que me acuerdo de ti

Te llevo en la piel

En mi boca y en mi mente

 

Perdona, pero aún debo perdonarme

 

El temblor del primer beso

Con un sol que nos observaba detrás de las nubes

La incertidumbre del placer creciendo

El primer contacto de labios

El primer cerrar de ojos simultáneo

La respiración intercalada, sumida en recíproca simbiosis

 

Sin olvidarme de mí

 

Vengo de un árbol que me ha dado la vida

La calma y oxígeno para dejar de pensar sin SER

Sin tiempo mesurado

Y con espacio

 

Sin olvidarme de mí

Valora
y comenta
Valora este relato:

Quedan 0 caracteres

Es necesario que valores antes de comentar
Comentarios
Valoraciones
Otros relatos del autor
  • 23
  • 4.58
  • 101

Me gusta todo lo relacionado con la emoción y su expresión: pintura, baile, canto, música, escritura, psicología, viajar...todo lo que enseñe.

Tienda

Grandes Relatos en Español

Bécquer, Zorrilla, Emilia Pardo Bazán, Galdós y otros.

€4.95 EUR

La Vida Misma

Teodoro Bama, Joene, L.J. Salamanca, Ender, Poyatos y Miranda

€4.95 EUR

Cuatro minutos

Jesús Fernández (Lázaro)

€2.99 EUR

Chupito de orujo

Mayka Ponce

€2.99 EUR

La otra cara de la supervivencia

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

Sin respiración

AndreSinSiesta, Zenon, Stavros, Venerdi

€3.95 EUR

Vampiros, licántropos y otras esencias misteriosas

Lore y Ender

€2.99 EUR

En tardes de café

David Loreiro (Lore) y Adrián Durá (Novato)

€2.99 EUR

Cien años de sobriedad

Álvaro del Valle (Poyatos)

€2.99 EUR

El secreto de las letras

José Luis Durán (Ender)

€2.99 EUR

De frikimonstruos y cuentoschinos

Teodoro Bama

€2.99 EUR
Creación Colectiva
Hay 17 historias abiertas
Relatos construidos entre varios autores. ¡Continúa tú con el relato colectivo!
Encuesta
Rellena nuestra encuesta